Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:30
Opinión > El termómetro

Carmen Montón

Carmen Montón
La consejera de Sanidad Universal y Salud Pública de Comunidad Valenciana, Carmen Montón.
Lunes, 10 de octubre de 2016, a las 19:40
Las últimas decisiones de Montón al frente de la Consejería de Sanidad valenciana no se acaban de entender. En el caso de las amenazas a un médico para que no cogiera la plaza asignada por la bolsa de trabajo, Montón ha decidido esperar a que la justicia emita una sentencia en firme, a pesar de que la Fiscalía de Valencia sí ve indicios, de ahí que haya remitido a los juzgados de instrucción la pertinente denuncia.  Por otro lado, uno de sus últimos nombramientos, el del exedil socialista como gerente del Hospital Doctor Moliner, también le ha sacado los colores. Gustavo Ramírez parece que no ha entendido que la confianza en un profesional debe estar relacionada con sus competencias para ocupar un puesto. Este, ante la ausencia de la directora adjunta del Enfermería del centro, decidió que lo más oportuno era designar a una auxiliar de Enfermería para dedicarse a estas tareas, que claramente extralimitaban sus competencias. A esta falta de responsabilidad se suma que no se dio ninguna explicación al equipo del centro, lo que ha derivado en que estas carencias de organización hayan tomado dimensión mediática con diversos comunicados sindicales donde se denuncian todos estos excesos, que, por cierto, no deberían ocurrir en ninguna institución sanitaria.