20 de octubre de 2017 | Actualizado: Viernes a las 17:40
Opinión > Firmas

Urge situar las retribuciones de los médicos a la altura de su compromiso

Josep Vilaplana i Birba, presidente del Consejo de Colegios de Médicos de Cataluña
Domingo, 18 de septiembre de 2016, a las 17:00
Como ha manifestado recientemente el director del CatSalut, David Elvira, la mejora de las condiciones laborales de los médicos no sólo pasa por mejorar las condiciones salariales del colectivo, sino también por buscar modelos de gestión más eficientes y por un aumento de la inversión en equipamientos y en investigación. Fieles a esta idea, desde el Consejo de Colegios de Médicos de Cataluña hemos hecho varias propuestas al Departamento de Salud para contribuir, por ejemplo, a la reducción de las listas de espera y a la gestión eficiente de los centros sanitarios, sin la necesidad de que estas medidas requieran de recursos económicos adicionales.

Después de haber demostrado la implicación del colectivo médico en la búsqueda de nuevas fórmulas para mejorar la calidad del sistema sanitario, consideramos que recuperar los salarios de los médicos y promover la estabilidad laboral ha de ser la principal prioridad si queremos tener un sistema sanitario sostenible y de excelencia.

La crisis económica ha puesto a prueba el sistema de salud público de Cataluña, provocando graves problemas de liquidez y exprimiendo la vocación de servicio del personal sanitario, que ha hecho esfuerzos titánicos para mantener la calidad asistencial. El esfuerzo y el compromiso de los médicos han sustentado un sistema sanitario absolutamente infrafinanciado en Cataluña que ya no puede someterse a más presión.

El colectivo médico de Cataluña ha sufrido un importante deterioro en sus condiciones laborales y profesionales, marcado por una caída salarial de entre el 20 y el 25% desde 2010 y por un incremento de la contratación temporal en el sistema público. Hay médicos que actualmente están cobrando 1.500 euros al mes después de una carrera universitaria y de cuatro o cinco años de especialización y un tercio de los médicos trabajan en condiciones de inestabilidad, encadenando contratos temporales, según un informe del Colegio de Médicos de Barcelona (CoMB). Incluso el Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha concluido en una sentencia muy reciente que la administración española (y también la catalana) está abusando de la contratación temporal en el ámbito sanitario.

Por todo ello, resulta imprescindible que todas las fuerzas políticas y los dirigentes de nuestros centros sanitarios entiendan como una prioridad la mejora de las condiciones laborales de los médicos, especialmente las de los profesionales más jóvenes. Como sociedad, no nos podemos permitir que dos de cada tres médicos jóvenes trabajen con contratos de menos de un año de duración, según el informe citado anteriormente. Tenemos que ser capaces de ofrecer perspectivas más optimistas y esperanzadoras a los médicos que acaban el periodo de residencia en Cataluña si queremos garantizar para el futuro un sistema de salud sostenible y de calidad. Es urgente, pues, situar la retribución del médico y sus condiciones laborales a la altura de su compromiso y dedicación.