La sanidad de 2019: más empleo médico, especialidades enfermeras y CART

Juan Andrés Perello y María Luisa Carcedo (todavía sin ser ministra) durante la rueda de prensa en la que presentaron la ley en el mes de mayo.
La sanidad de 2019: más empleo médico, especialidades enfermeras y CART
7/7
mar 01 enero 2019. 19.40H
Doce uvas. Doce retos. Doce deseos. María Luisa Carcedo, ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social ha comenzado este martes el año con un contante de doce grandes retos a superar este 2019. Estabilizar el empleo, actualizar el sistema sanitario y cerrar varios pactos con la industria farmacéutica que ya quedaron perfilados en el 2018 son algunos de los ‘quebraderos de cabeza’ que se plantea la titular asturiana.

En Redacción Médica, con motivo del inicio de este nuevo año, recopilamos los que serán estos 12 ‘trabajos’ que intentarán contentar a profesionales y usuarios del Sistema Nacional de Salud (SNS) con un objetivo a corto plazo: las elecciones autonómicas de 2019.

El primero de estos retos, pues ya se ha iniciado con su publicación en el Boletín Oficial del Estado (BOE) es poner en marcha la prescripción enfermera. Actualmente, la profesión necesita que Ministerio de Sanidad y las comunidades autónomas unifiquen el modelo para entregar dichas acreditaciones.  Sin ellas, la prescripción sigue sin poder prescribir aunque hasta el Consejo de Ministros haya aprobado su función de dispensar medicamentos. Según las últimas informaciones publicadas por Redacción Médica, este documento se podría llegar a entregar de forma unificada desde una web propiedad del ministerio.


Los principales retos del empleo son volver a las 35 horas, el RD de troncalidad y cerrar las plazas de la macro OPE


Continuando con la línea profesional, el Ministerio también tiene sobre la mesa una vuelta “real” a las 35 horas. Aunque hace unos meses el Gobierno ya aprobaba la vuelta a las desaparecidas jornadas de 35 horas, las autonomías y las exigencias de organismos como Hacienda o Función Pública ha hecho que la gran mayoría de los sanitarios sigan trabajando con jornadas de 37. De hecho, los pocos ‘privilegiados’ han obtenido este reconocimiento de la mano de algunos atajos realizados por parte de sus respectivos sistemas de salud como el andaluz o el extremeño que deben compensar las horas restantes con formación, etc. A partir de este mismo martes la única CCAA que ha aprobado oficialmente las 35 horas ha sido Castilla-La Mancha.

Como consecuencia de este retorno a las jornadas de 35 horas los sistemas de salud autonómicos deberán contratar más empleados que cubran el trabajo que, hasta ahora, hacían sus compañeros. Por ello, el tercer reto de Carcedo para este 2019 será la consolidación de las plantillas con la Oferta de Empleo Público (OPE). La anunciada como macro OPE de estabilización necesita seguir cerrando convocatorias en muchas CCAA e, incluso, quedan todavía sin convocar más de 10.000 plazas de facultativos especialistas de área.


Empleo y garantías de derechos al final de la vida


Esta OPE de estabilización, además,  traerá consigo una reorganización de lo sanitarios y abrirá la puerta a paliar el déficit de sanitarios en muchas áreas como las rurales o las categorizadas como de ‘difícil cobertura’. En este sentido, el Ministerio se ha comprometido con los sindicatos del Ámbito de la Negociación (CCOO, Satse, UGT; CESM y CISF) a completar el Registro de Profesionales y desarrollar una planificación de RRHH en base a éste.

Para terminar el apartado profesional, María Luisa Carcedo tiene sobre la mesa retomar el Real Decreto de troncalidad. Un proyecto paralizado por el Tribunal Constitucional del Partido Popular y que se ha tornado como una promesa casi inalcanzable por todos los ministros. Aunque todavía no se sabe si se va a retomar de cero el proyecto o se van a hacer añadidos al propuesto por el PP, lo cierto que es la profesión espera y demanda este RD.


El Ministerio está trabajando en la forma de financiar las CART de la industria


Tras su primer Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS), la política asturiana puso sobre la mesa dos importantes medidas que pretende, por un lado innovar en la atención dentro del SNS, y, por el otro, luchar contra toda la atención sanitaria que carezca de evidencia científica. Por ello, el sexto gran reto del Ministerio va a ser desarrollar acuerdos y financiación, tanto con las autonomías como con la industria de las terapias CART.  Por el momento, la única CART aprobada ha sido Kymriah, de Novartis, indicado para tratar la leucemia linfoblástica aguda (LLA) de células B refractaria en recaída tras trasplante o en una segunda o posterior recaída, así como para el tratamiento de pacientes adultos con linfoma B difuso de célula grande (LBDCG) en recaída o refractario (r/r) después de dos o más líneas de tratamiento sistémico..

Por ende, el séptimo reto, también anunciado en el CISNS junto con el 'Plan Estratégico de Medicina Especializada', va a ser poner en marcha el plan contra las pseudoterapias que ya ha salido a consulta pública en la web del Ministerio de Sanidad. En este sentido, Carcedo deberá concretar si hay o no sanciones a los facultativos que recomienden pseudoterapias a sus pacientes o cómo van a luchar para que las clínicas que recomienden homeopatía no realicen publicidad con connotaciones sanitarias.

A nivel parlamentario, el Congreso de los Diputados tiene pendiente aprobar la Ley de Eutanasia del Partido Socialista que, el pasado mes de junio, aprobó su tramitación como ley  a pesar del voto en contra del PP y de Unión del Pueblo Navarro (UPN). El texto aprobado asegura que, para optar a acogerse a esta norma, el paciente deberá sufrir "una enfermedad terminal" o una "patología incurable" que le provoque un "sufrimiento físico o psíquico grave que se prevea permanente". Con esta nueva redacción, se modificaría el texto actual del Código Penal en el que se recoge que, quien induzca al suicidio de otro será castigado con la pena de prisión de cuatro a ocho años, mientras que aquel que coopere con esta actividad también será castigado con la prisión.


Farmacia y retos autonómicos


La farmacia también tendrá sus necesidades que cumplir este 2019. Por ello, el noveno reto de la ministra debió de ser la puesta en marcha del Sistema Español de Verificación de Medicamentos (Sevem) que comenzará, si todo va según lo previsto, la verificando y desactivando los identificadores únicos a partir del 9 de febrero de 2019. El programa se pondrá en marcha a través de Nodofarma Verificación, la plataforma informática desarrollada por el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos y no mediante Nodo SNS Farma, tal y como aparecía en el borrador.

En este mismo sentido el décimo y el onceavo deseo también siguen la línea de la industria. El ministerio de Sanidad tiene en su calendario desarrollar la agenda sectorial para la industria farmacéutica, que debe estar aprobada el primer trimestre con el Ministerio de Industria y, además, renovar el pacto entre Farmaindustria, Hacienda y Sanidad para ligar el gasto farmacéutico al PIB. En este sentido, María Luisa Carcedo en su último desayuno informativo ya confirmó que estaban estudiando el anterior pacto firmado con el Partido Popular


La privada va a colaborar con la ONT para aumentar el número de donaciones


Además, el sistema nacional de salud seguirá mejorando aspectos en los que es líder mundial como es el relacionado con la donación de órganos. En este sentido, la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) va a desarrollar un marco de colaboración con los hospitales de los servicios de salud privados para mejorar su implantación y poder llegar a más usuarios.

Para terminar, el gobierno del Partido Socialista al que pertenece la ministra, seguro que ha pedido un último deseo al unísono: unos buenos resultados en las elecciones autonómicas programadas para el mes de mayo. Con la aparición de las nuevas fuerzas políticas y la sombra de los resultados andaluces, tanto los consejeros de un partido como el otro ven en su futuro más próximo una modificación a la hora de hacer política sanitaria.

Si se toma como referencia autonomías en las que han salido adelante pactos de Gobierno, el PSOE y Podemos en Castilla-La Mancha se han unido con los servicios sociales y han puesto en marcha el hospital de Toledo, paralizado desde la legislatura del Partido Popular. Por su parte, los andaluces recientemente (con su correspondiente pacto entre Ciudadanos y PP) han asegurado que unificarán los sueldos a los sanitarios y concretarán los criterios de carrera profesional y su reconocimiento y desarrollarán un sistema de cobertura de plazas vacantes, entre otras medidas.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.