Las hospitalizaciones de los niños sí que crecieron un 2,7% tras la reforma escolar de los años 90

La llegada de preescolar a la Educación española redujo los casos de asma
Un aula infantil.


21 oct 2022. 08.00H
SE LEE EN 3 minutos
Una investigación académica ha tratado de arrojar algo de luz al impacto que supuso la implantación de la educación infantil pública en España en la etapa de 3 a 5 años de edad para el Sistema Nacional de Salud (SNS). Una de las principales conclusiones del estudio difundido por Fedea es que esta reforma escolar, que tuvo lugar en la década de los años 90, desencadenó efectos positivos en el impacto de patologías como el asma en los niños. Sin embargo, también se tradujo en un crecimiento de las hospitalizaciones para este grupo de edad.

El trabajo realizado por la investigadora de la Universidad de Oxford Laia Bosque-Mercader calcula que la probabilidad de ser diagnosticado con asma cayó un 30,4 por ciento para aquellos menores que se incorporaron a este nuevo nivel escolar a raíz de la Ley Orgánica General del Sistema Educativo (LOGSE), que vio la luz en 1990. Una de las principales hipótesis para explicar este cambio es que los niños estaban más expuestos a los patógenos en los centros, por lo que experimentaban más infecciones durante la infancia. Algo que les permitió desarrollar “un mayor nivel de inmunidad” frente a algunas enfermedades.

La investigadora también ha situado entre las claves de este fenómeno la actuación de los maestros ya que son capaces de detectar en algunos casos los signos de una patología para actuar de manera temprana. “Es un entorno mejorado para el niño en comparación con el modo de cuidado familiar”, reza la publicación.

Evolución de la tasa de escolarización infantil. Fedea


Paradójicamente, la autora también ha llegado a la conclusión de que la inclusión de la educación preescolar en España se tradujo en un incremento de las hospitalizaciones para los más pequeños, ya que la tasa se llegó a elevar hasta un 2,7 por ciento. Un dato que se explica en parte por la evolución socioeconómica de la sociedad. Los padres elevaron en aquella época sus ingresos en el hogar y la literatura científica vincula un mayor poder adquisitivo con un uso más elevado de los servicios sanitarios especializados, como los hospitales.


El coste sanitario de la reforma educativa 


Estos dos factores también están directamente relacionados con el gasto público en sanidad. La autora ha contrapuesto dos datos clave. Mientras que la reducción de los diagnósticos de asma supone un ahorro cercano a los 1.726 euros anuales por cada paciente para el Sistema Nacional de Salud (SNS), el incremento de las hospitalizaciones se traduce en un aumento de 4.160 euros de media por cada uno de los afectados.

A pesar de esta realidad, el estudio sí que ha desmentido la hipótesis inicial de que el incremento de plazas a nivel preescolar haya impactado en la salud de los ciudadanos y a la atención sanitaria a largo plazo en términos generales, a excepción de estas dos variables clave.

Para poder alcanzar estas conclusiones, Bosque-Mercader ha tomado como referencia las tasas de escolarización pública de la década de los 90 que se dispararon 20 puntos hasta alcanzar un 64,2 por ciento de los niños en el curso 2002-2003. En el estudio ha cruzado datos de cuatro grandes fuentes a lo largo del tiempo: La Encuesta Nacional de Salud de España, la Encuesta de Morbilidad Hospitalaria, los Registros de Defunciones y las Estadísticas de Educación No terciaria.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.