15 nov 2018 | Actualizado: 19:10

La mitad de los pacientes de párkinson necesitan un cuidador tras 5 años

En más de un 80 por ciento de los casos, los cuidados recaen en familiares directos o amigos y en mujeres

Numerosos estudios destacan la carga emocional de los cuidadores.
La mitad de los pacientes de párkinson necesitan un cuidador tras 5 años
lun 05 noviembre 2018. 16.30H
El 51 por ciento de las personas con párkinson requieren un cuidador en los primeros cinco años de diagnóstico, según datos del estudio 'Época'. Pasados los 10 años de diagnóstico, el porcentaje asciende al 80 por ciento. De esas personas cuidadoras, el 81 por ciento son familiares directos (43 por ciento son hijas, 22 por ciento esposas y un 7,5 por ciento son nueras de la persona cuidada) o amigos.

En España se estima que, de las más de 160.000 personas con esta enfermedad, en torno a un 10 por ciento la presenta en estado avanzado, provocando una merma en la calidad de vida y autonomía, dado el incremento y gravedad de los síntomas, por lo que precisan la ayuda de un cuidador.

En más de un 80 por ciento de los casos, las cuidadoras son mujeres, y más de la mitad de ellas comparten domicilio con la persona cuidada, esto significa que esta labor se convierte en su vida, por ello, "los cuidadores son también personas afectadas por la enfermedad" afirma la directora de la Federación Española de Párkinson (FEP), Alicia Campos.

Riesgo de padecer depresión 


En las fases más avanzadas, el enfermo de párkinson requiere más horas de atención, lo que supone un cambio radical en la vida de la persona cuidadora a nivel social, emocional y económico y, en ocasiones, conlleva un incremento del riesgo de padecer depresión, fruto del estrés que ocasiona la enfermedad a lo largo del tiempo.

En este sentido, numerosos estudios destacan la carga emocional de los cuidadores a lo largo del proceso de la enfermedad, sufriendo principalmente estrés emocional, ansiedad y depresión. Además, en estos estados los trastornos cognitivos e intelectuales que puede experimentar la persona con párkinson agravan el malestar emocional del cuidador.

Otros síntomas como los trastornos del sueño también repercuten en esta figura, ya que es quien tiene que mantenerse alerta durante la noche ante cualquier necesidad o imprevisto. Concretamente, el 63,8 por ciento de los cuidadores tienen dificultades para dormir.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.