Redacción Médica
24 de septiembre de 2018 | Actualizado: Lunes a las 14:05
Opinión > Firmas

Una nueva apuesta desde IDIS por el futuro

Por Adolfo Fernández-Valmayor, presidente del Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (IDIS)
Sábado, 11 de julio de 2015, a las 19:39
La definición de entornos previsibles y estables resulta esencial para que se produzca el crecimiento en todos los órdenes y niveles y, en este sentido, el sector sanitario no es una excepción. Nuestro sistema sanitario,compuesto por una provisión y aseguramiento público y privado, precisa trabajar intensamente para afrontar con éxitolos retos que plantea nuestra sociedad. Por ello es fundamental que establezcamos vínculos sólidos y duraderos, y generemos escenarios predecibles; es así como lograremos fortalecer nuestra sanidad en beneficio del paciente y sus familias, quienes constituyen la auténtica razón de ser de nuestro trabajo.

El emprendimiento privado en sanidad, en sus diferentes vertientes, constituye una necesidad por motivos no solo de empleo o generación de riqueza en términos de PIB, sino porque además supone apostar por un sector vanguardista e intensivo en innovación, desarrollo, formación continuada y calidad, ejemplo evidente de valor y aportación a un nuevo modelo económico vinculado al conocimiento y la alta especialización. Se trata de un modelo necesariopara mantener e impulsar la competitividad de nuestro país en un escenario internacional complejo y altamente competitivo. Nuestra prosperidad de hoy supondrá sin duda la credibilidad y confianza en el futuro para nuestros hijos y las nuevas generaciones.

De todos es conocido y compartido que nuestro Sistema Nacional de Salud precisa de cambios que puedan ponerlo en condiciones de afrontar los grandes retos que tiene por delante y desde la Fundación IDIS hemos aportado, y continuamos haciéndolo, medidas de calado que pueden contribuir a dotarlo de solvencia y sostenibilidad. Hablamos de medidas estructurales que mediante el consenso y el pacto con todos los actores del sistema, y, en definitiva, con todos los ‘stakeholders’ involucrados, puedan llevar a posicionar a todo un sector en su vertiente pública y privada como referente internacional y como polo de atracción de riqueza también en materia de salud. En este sentido, no podemos olvidar las oportunidades que nos abre el fenómeno de la sanidad transfronteriza a través de la Marca España en su doble vertiente, sanitaria e industrial.

Cinco años después de la creacióndel IDIS, nuestra institución tiene los pies asentados en parámetros consolidados a través de datos objetivos provenientes de estudios e informes como puede ser el de Sanidad Privada: Aportando Valor, el Barómetro de la Sanidad Privada, el Informe de Resultados de Salud (RESA), los estudios de innovación o de interoperabilidad y la Acreditación QH de calidad. Con todos ellos, contribuimos a impulsar una sanidad para todos sustentada en resultados de salud, calidad y seguridad para el paciente, parámetros esenciales que hoy en día deben ser irrenunciables para cualquier institución sanitaria y para cualquier sector dentro de la sanidad que se precie.

Ello nos lleva de la mano a la apuesta de futuro que desde IDIS, yen estos dos años de mi presidencia, vamos a poner en marcha. Queremos reforzar e impulsar la confianza que los pacientes y los profesionales sanitarios que trabajan en el sector de la sanidad privada depositan en la buena gestión global demostrada año tras año mediante las encuestas de percepción pertinentes y mediante la capacidad que tienen, por ejemplo los funcionarios públicos de la Administración central, de elegir un sistema de provisión y aseguramiento u otro, y donde la inmensa mayoría se decanta por el entorno privado asistencial y asegurador.

Para reforzar esa confianza y credibilidad vamos a poner todo nuestro empeño en continuar poniendo a disposición de la sociedad tantos elementos de comunicación y datos como sean precisos a través de nuestros informes y estudios. Creemos que el debate constructivo se crea y articula en base a indicadores y variables medidas y contrastadas y en una apuesta decidida por una asistencia de calidad.

Es por ello que nuestro empeño por la calidad va a verse reforzado más si cabe a través de la Acreditación QH, que reconoce de una forma gratuita, voluntaria y sin competir con certificaciones de cualquier índole o naturaleza, la excelencia yla calidad asistencial de los centros, bien sean privados o públicos.

Por otro lado, vamos a promover iniciativas novedosas que acerquen más el paciente a sus centros de atención sanitaria y a sus compañías de aseguramiento.Ellos y sus familias son nuestra auténtica razón de ser y por ello es nuestra obligación tratar de involucrarlos no solo en el cuidado y protección de su propia salud, sino además tratar de hacerlescorresponsables en la gestión de la misma, mano a mano con los profesionales sanitarios y con todo su entorno asistencial. No en vano, más de 10 millones de españoles, una cuarta parte de la población, nos confía su salud y nos dota de credibilidad y reputación ante el resto de la sociedad.

Por otro lado, desde IDIS vamos a impulsar todo el fenómeno de interoperabilidad entre el sistema público y el privado, de tal forma que se eviten duplicidades y gastos redundantes, tratando de que el paciente pueda discurrir libremente y a su propia voluntad entre un entorno asistencial y otro con sus datos y pruebas clínicas, puesto que es el auténtico propietario y dueño de los mismos. Además vamos a fomentar desde la Fundación, aun más si cabe, la implantación de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación (TIC), ya que no cabe ninguna duda deque nuestro sistema debe evolucionar y proyectarse hacia el futuro,y estas herramientas contribuyen sobremanera a ello. A través de las TIC no solo agilizamos y optimizamosel acto médico, sino que además dotamos de eficiencia al sistema sanitario en su conjunto, necesitado de afrontar los retos que implican la propia deriva demográfica de nuestra sociedad y la creciente innovación exponencial y disruptiva en salud,entre otros aspectos.

En definitiva, desde IDIS vamos a seguir estando atentos a la voz y necesidades de todos nuestros grupos de interés, de todos aquellos que tienen su mirada puesta en nuestro devenir y para ello nada mejor que incorporar a nuestro día a día una política de gestión reputacional, de responsabilidad con la sociedad y de gestión ética sólida, indiscutible e irrenunciable.Y todo ello, por supuesto, teniendo puesto siempre el foco en el paciente y sus familiares, en sus necesidades y sus requerimientos de salud y calidad asistencial.