Redacción Médica
22 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 19:30
Opinión > Sala de espera

Las víctimas de Grünenthal

Martes, 15 de octubre de 2013, a las 11:30

El juicio contra la farmacéutica alemana Grünenthal por la venta de talidomida en España salta hoy a las primeras de los periódicos, con imágenes impactantes de los afectados por el fármaco que distribuyó la filial Medinsa.

El País elige una foto con tres afectados en silla de ruedas mirando al tribunal que juzga el caso. Bajo el título 50 años para juzgar los daños de la talidomida, añade en el subtítulo: El fabricante apela a la prescripción del delito para evitar las indemnizaciones. Emilio de Benito explica en su crónica que “medio siglo llevan los afectados por la talidomida en España esperando una compensación de Grünenthal, el laboratorio que en 1957 patentó el producto. Entonces, el fármaco no se probó en embarazadas, y su uso para tratar las náuseas de la gestación supuso unos 3.000 nacimientos de niños con graves deformaciones”.

El gratuito 20 minutos retrata a Sofía García, postrada en silla de ruedas, sin piernas ni brazos. "Nos usaron como cobayas… y ellos lo sabían", titula en el pie. Para El Diario Vasco es la noticia del día, con foto del ordiziarra Agustín Murillo, que tiene un brazo que le acaba a la altura del codo por una malformación. “El juicio por la talidomida es una forma de resarcimiento, dice en el titular.

Los 186 afectados reclaman 204 millones. En mes y medio se conocerá la sentencia.