14 dic 2018 | Actualizado: 12:05
Lun 17 marzo de 2014. 11.35H
Sala de espera
El País recupera hoy la historia de Bio-Bac, un supuesto tratamiento contra el cáncer, el sida y la hepatitis que, al final, demostró estar repleto de falsedades. Bajo el título El fiscal pide cinco años de cárcel por el falso fármaco anticáncer Bio-Bac, Rafael Méndez construye una información en la que destaca los doce años transcurridos desde que se originó el caso hasta que se va a celebrar el juicio y las 2.000 personas afectadas por comprar un producto que solo podía tener la consideración de complemento alimenticio.

Rafael Chacón está acusado de fabricar y vender Bio-Bac “sin haber obtenido la preceptiva autorización administrativa y eludiendo los correspondientes controles sanitarios, generando evidente peligro para las personas que lo consumieron”. Afirma que fueron 2.030 personas “aquejadas de graves enfermedades como cáncer, sida, hepatitis y enfermedades degenerativas”.

El fiscal pide para Chacón cinco años y medio de prisión por un delito contra la salud pública y otro contra los consumidores y una multa de 295.000 euros. Para su mano derecha, la mujer que llevaba con él la empresa, reclama dos años y medio de cárcel por otro delito contra la salud pública, el mismo que atribuye al biólogo que trabajaba con Chacón, y al entonces responsable de los laboratorios Iven.

El País lleva a su portada otra información sanitaria: Andalucía y Cataluña se plantan contra el anteproyecto de ley del aborto. Y añade en el subtítulo: Justicia prepara leves retoques tras recibir decenas de alegaciones. Por su parte, El Economista se fija en el sector farmacéutico: Impagos y ajustes ponen a más de 1.000 farmacias al borde del cierre. Y completa en el subtítulo: Cerca de 300 ya están en concurso de acreedores.