Redacción Médica
20 de septiembre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 19:15
Domingo, 24 de julio de 2016, a las 18:00
La disponibilidad de 107 millones de euros extra, inicialmente no contemplados en el presupuesto, parecía una buena noticia para el Gobierno canario, sin embargo el reparto de ese dinero parece no haber dejado contento a casi nadie en el Ejecutivo, de acuerdo con lo que publica el medio insular Canarias7. Y el más descontento de todos, según recoge el diario regional, sería Jesús Morera, consejero de Sanidad, cuyo departamento se beneficia de 10 millones de ese suplemento de crédito.

Estaba claro que al estar destinado más de la mitad de este dinero (67 millones) a pagar la parte de la extra de 2012 que todavía se adeudaba a los funcionarios de la administración pública regional, el dinero no iba a alcanzar para contentar a todos, de acuerdo con la valoración que hace la periodista Bárbara Hernández, autora de la información. Pero, el que más enfado expresó en el Consejo de Gobierno, según sus fuentes, fue Jesús Morera. “Sus aspiraciones pasaban por lograr al menos 30 millones del crédito extraordinario”, señala el artículo.

Y es que atender todas las necesidades de la sanidad regional pasa por una adecuada financiación. Canarias ha podido activar este crédito extra gracias al cambio en el cálculo del objetivo de déficit que el Gobierno central aprobó en abril. Según esta modificación, Canarias podía aumentar su presupuesto en hasta 127 millones, pero el Gobierno regional optó por no agotar la cifra, por prudencia. Aunque no tendrá toda la financiación deseada, Sanidad podrá destinar esos 10 millones a pagar las sustituciones de verano y a las obras de hospitales.