Redacción Médica
21 de julio de 2018 | Actualizado: Sábado a las 20:00
Martes, 14 de octubre de 2014, a las 10:53
Un día más, la evolución de la primera infectada por el virus del ébola en España, una auxiliar de Enfermería que atendió a los dos misioneros que fallecieron a causa de esta enfermedad, continúa copando las cabeceras de los principales periódicos generalistas del país.

Su contagio, que se achaca a un posible fallo en el protocolo a la hora de quitarse el traje de protección, ha supuesto un punto en común en los medios de comunicación españoles, que abren este martes analizando la formación que recibieron estos profesionales sanitarios.

El Mundo publica un vídeo grabado por trabajadores del Hospital de La Paz, donde se aprecia las explicaciones que recibieron en uno de los primeros cursos realizados en el complejo hospitalario. Las imágenes muestran “cómo una de las personas que da la charla se intenta fijar el segundo par de guantes con cinta de embalaje pero necesita ayuda porque se le pega en el otro guante y es imposible de manejar”, relata el diario. Un problema que también se produce al colocarse la capucha del buzo, la mascarilla y las gafas. “La mala praxis a la hora de quitarse el traje es evidente -ni se realiza con el orden determinado ni de la forma adecuada- y determina que, en una situación real, hubiera contaminación en varios momentos durante su retirada”.

Por su parte, ABC publica un especial sobre las preguntas claves del material que utilizan los sanitarios para evitar el contagio, tales como el peso del traje, la movilidad del mismo, si es posible desecharlo o hasta qué punto los recortes en sanidad han afectado a la efectividad del equipo médico.

El digital Infolibre se hace eco de la rueda de prensa ofrecida el día anterior Fernando Rodríguez, miembro del comité científico, donde detalla que “El Gobierno extiende la formación a todos los profesionales que pueden tener contacto con el ébola”, donde no solo se incluyen a médicos, enfermeros y demás personal sanitario, sino que también entra en el pack policías y bomberos. A través de un amplio programa, el Ejecutivo reforzará los cursos formativos para evitar otro fallo en el protocolo de actuación como el que se ha dado con la auxiliar de Enfermería, Teresa Romero.