Redacción Médica
25 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 17:00
Viernes, 03 de mayo de 2013, a las 11:50

El País quiere que algo se mueva en la Comunidad de Madrid. La posición crítica que el periódico de Prisa mantiene con el Ejecutivo del PP regional, ya sea encabezado por Esperanza Aguirre o por Ignacio González, debe confirmarse con estados de opinión, y finalmente, con hechos.

Un sondeo de Metroscopia le permitió ayer, en pleno día de la Comunidad de Madrid, anticipar un posible cambio de Gobierno en las próximas elecciones debido a la pérdida de la mayoría absoluta por parte del PP. Hoy, la segunda parte del sondeo lo concentra en la sanidad, con el siguiente título, a una columna: El 71% rechaza la privatización sanitaria iniciada en Madrid.

En la información, y más concretamente en la infografía sobre la encuesta, encontramos el detalle de preguntas y porcentajes. El mencionado 71 por ciento está en desacuerdo con la siguiente frase: Lo mejor para resolver la mala situación económica [de la sanidad madrileña] es que sean empresas privadas las que se ocupen de su gestión económica y financiera. Además, un 70 por ciento está de acuerdo en que entregar a una empresa privada la gestión [de la sanidad] pone en peligro su supervivencia, pues significa entender la salud como un negocio y no como un servicio público.

Además de la gestión, la encuesta se fija en otras medidas controvertidas impulsadas por la Comunidad de Madrid, como el pago de un euro por receta. Un 61 por ciento está en desacuerdo con que esta iniciativa, recurrida por el Gobierno central y paralizada por el Tribunal Constitucional, reduzca el abuso de recetas, así como el uso excesivo de medicamentos.