19 nov 2018 | Actualizado: 16:55

Philips lanza un navegador 3D para cirugía vascular

La compañía lo desarrolla en colaboración con dos hospitales europeos

Miércoles, 29 de abril de 2015, a las 19:49
Redacción. Amsterdam
Philips ha anunciado el lanzamiento de Vessel-Navigator, su última innovación en navegación transcatéter 3D en vivo para guiar el tratamiento de invasión mínima de pacientes con enfermedades vasculares como aneurismas de aorta (inflado de balón en la arteria).

Vista en el ordenador del nuevo navegador.

Esta nueva solución de navegación por medio de catéter, diseñada para su uso en conjunción con sistemas de rayos X intervencionistas de la misma compañía, mejora la precisión y exactitud de la colocación del stent, mientras que, al mismo tiempo, reduce el uso de medios de contraste.

Como resultado, las opciones de tratamiento de invasión mínima estarán disponibles para pacientes que antes no podían beneficiarse de las nuevas técnicas de intervención guiadas por imágenes.

Desarrollado en colaboración con socios clínicos como el Hospital de Colonia (Alemania) y el Hospital de Gante (Bélgica), Vessel-Navigator complementa el actual portfolio de terapia guiada por imagen de Philips en el campo de las soluciones endovasculares e híbridas.

Aborda la necesidad de soluciones de orientación a través de la imagen avanzada 3D en directo, a medida que el tratamiento para la enfermedad vascular está experimentando una importante transición de la cirugía abierta a procedimientos mínimamente invasivos, con los volúmenes de tales procedimientos creciendo a altas tasas de un dígito.

Durante los procedimientos endovasculares se maniobra con un catéter, con la ayuda de la imagen de orientación, a través de las principales arterias o venas con el fin de posicionar y desplegar implantes tales como stent para reforzar la pared del vaso sanguíneo afectado.

Usando la convencional guía por imagen de rayos X 2D, los médicos perciben a menudo la visualización de la anatomía de los vasos durante estos procedimientos como si faltara una dimensión, añadiendo complejidad al procedimiento. Muchos están más familiarizados con la cirugía abierta, durante la cual pueden ver y tocar físicamente los vasos sanguíneos que están tratando de reparar. Vessel-Navigator trae de vuelta la anatomía en 3D que estaban acostumbrados a ver en la cirugía abierta.

El nuevo sistema se puede utilizar para todos los tipos de procedimientos endovasculares, pero una de sus aplicaciones principales es la orientación durante el tratamiento de aneurismas de la aorta, que si no se trata puede conducir a complicaciones graves tales como la hemorragia interna masiva.

En la ubicación del aneurisma, la aorta a menudo tiene ramas laterales más pequeñas, como las que suministran sangre a los riñones del paciente. Los stents hechos a medida, por tanto, se hacen a menudo con aberturas especiales que necesitan ser conectadas de manera precisa con estos vasos alimentadores con el fin de reparar la aorta y mantener el flujo sanguíneo crítico a otros órganos abdominales.

Con las imágenes de rayos X convencionales es muy difícil posicionar el stent en la orientación precisa. La reparación del aneurisma aórtico endovascular es por lo tanto, un procedimiento muy complejo, y cuanto más tiempo se necesita, hace falta también más medio de contraste para la visualización de rayos X y la orientación con el fin de tener éxito en la intervención.
Vessel-Navigator fusiona las imágenes de rayos X intervencionistas en directo con imágenes 3D de las estructuras vasculares del paciente previamente adquiridas por resonancia magnética o TAC.

Las imágenes en 3D resultantes de los vasos codificadas por color proporcionan una mejor orientación visual en tiempo real, por lo que es más fácil de maniobrar a través de la red vascular sin la necesidad de mejorar la visualización por medio de rayos X con el uso repetido de un medio de contraste inyectado.

Más coste-efectivo

En estudios recientes, el sistema ha demostrado que reduce el uso de medios de contraste en un 70 por ciento, y el tiempo de procedimiento en un 18 por ciento, lo que contribuye a un tratamiento de las condiciones vasculares más agradable para el paciente, más eficiente y más coste-efectivo.

"Vessel-Navigator ofrece a los cirujanos vasculares una vista 3D de la anatomía del paciente durante los procedimientos endovasculares, con la que están familiarizados gracias a la cirugía abierta. También reduce significativamente la cantidad de medio de contraste requerida, lo que significa una menor carga para los riñones.

Y con una creciente población de personas mayores y diabéticos que sufren de insuficiencia renal, reducir la necesidad de medio de contraste abrirá los tratamientos endovasculares a una mayor cantidad de pacientes”, ha declarado el profesor Frank Vermassen, responsable de Cirugía Vascular y Torácica del Hospital Universitario de Gante.

“El fuerte crecimiento de los procedimientos terapéuticos guiados por la imagen está impulsado por los importantes beneficios que ofrecen para los sistemas sanitarios y los pacientes, como la reducción del trauma para el paciente, estancias hospitalarias más cortas y costes sanitarios más bajos”, ha señalado Bert van Meurs, director general de Terapia Guiada por la Imagen de Philips.

“Se trata de un área en la que innovación tecnológica e innovación clínica van de la mano. Vessel-Navigator muestra nuestro compromiso - en estrecha colaboración con los principales socios clínicos e industriales – con avanzar en el desarrollo de tecnologías innovadoras que permitan terapias menos invasivas, localizadas y más precisas”, ha precisado.