Coronavirus jóvenes: "No vengáis a urgencias, no sois el centro del mundo"

Spiriman viraliza un vídeo en el que se indigna por las visitas a hospitales por coronavirus de población de no riesgo

Captura del vídeo de Spiriman colgado en su perfil de Facebook
Coronavirus jóvenes: "No vengáis a urgencias, no sois el centro del mundo"
sáb 14 marzo 2020. 17.00H
#QuédateEnCasa o #YoMeQuedoEnCasa son dos de los hashtags más compartidos estos últimos días en las redes sociales. Expertos y profesionales sanitarios tratan de concienciar a la población para que permanezca lo máximo posible dentro de casa para evitar contagiar el coronavirus Covid-19, sobre todo a los grupos de riesgo, y a su vez, reducir la saturación en los hospitales. En varias comunidades autónomas se ha decretado el cierre de restaurantes, comercios -salvo aquellos de primera necesidad-  e incluso, parques como ha ocurrido este sábado en Madrid. 

Sin embargo, el mensaje no ha calado como debería en algunos colectivos. Más concretamente, en los jóvenes, como señalaba Jesús Candel,conocido como Spiriman. Harto del comportamiento imprudente demostrado estos últimos días, el facultativo colgaba un vídeo en Facebook en el que criticaba duramente la actitud egoísta e irresponsable de este grupo de edad frente a la crisis del coronavirus en toda España. 

Ataviado con el uniforme médico y mascarilla, el profesional se dirigía a todos ellos: "Os pedimos, por favor, que dejéis de ver polladas en los móviles y os dediquéis a ver cosas del coronavirus." Pedía además "toda la colaboración necesaria" en nombre de los "profesionales de urgencias, de la UVI y de Medicina Interna", para hacer frente a esta enfermedad y, de paso, enseñar a la población joven, "que está alelada", lo que tiene que hacer. "Hay que pensar en todos. No hay que salir a la calle, no hay que estar riéndose en urgencias..."

Candel, médico de urgencias en Granada, denunciaba el caso concreto de dos jóvenes que habían acudido a un centro de salud con supuestos síntomas, solicitando una prueba del coronavirus. Mientras esperaban su turno, sin embargo, no paraban de reír y ver vídeos. "Ellos solo quieren saber si se tienen que encerrar con todo su equipo de redes sociales y poner en Instagram que tienen el coronavirus", ironizaba. 

Solidaridad y respeto ante el coronavirus



El profesional recordaba la necesidad de quedarse en casa y llamar a los servicios de emergencias, en caso de padecer síntomas, en vez de acudir presencialmente al hospital. Una recomendación, con la que los sanitarios, lejos de querer "jorobar a nadie", tratan de atender de la mejor manera posible los casos más graves y, por tanto, prioritarios. "La prueba del coronavirus se hará a quien sea necesario porque sino, imaginaos la que vamos a liar. Los pacientes que estéis malos, de verdad, venid a urgencias que para eso estamos aquí".  

De hecho, detallaba paso a paso el proceso a seguir desde que se detecta un caso positivo en Covid-19 hasta su posterior ingreso. Un proceso que, tal y como explicaba, requiere "mucho tiempo" e incluso la ayuda de varios médicos. "Si tocamos el ordenador, como ya estamos vestidos, empezamos a contagiar, tiene que venir el personal de limpieza...". 

La solidaridad era uno de los conceptos en los que más hacía hincapié en su mensaje. Por ello, como ya hicieran muchos compañeros de profesión, recomendaba el confinamiento para no pasarle el virus a otras personas. "Es un virus que lo que necesita para que lo destruyamos es solidaridad. Ojalá inventarán pastillas o supositorios de solidaridad." En este punto resaltaba el miedo que como él, sienten los profesionales de urgencias. "No lo estamos pasando nada bien". Por ello pedía "respeto y compromiso". "Teneís que hacer lo posible como nosotros con vuestros abuelos para estar en primera línea de fuego y cuidarlos".

"La gente joven está en Babia"


Según iba avanzando el vídeo, de unos 6 minutos de duración, el médico iba endureciendo el tono de su discurso dirigido a las nuevas generaciones. "La gente joven que vive en este país, que están en Babia, que se empiece a preocupar de los problemas reales. Vosotros no sois el centro del mundo. En estos momentos, el centro del mundo son las personas mayores y la gente con patologías, concluía. 

Muchos usuarios de la plataforma aplaudían su mensaje, no así la crudeza de sus palabras y las palabrotas que incluía su discurso. 

"Mucha juventud hoy en día va a lo suyo. Poco respeto ni cultura. Toda la razón aunque sea con tacos", decía un usuario. "Este chico quien sabe cuántas horas lleva currando sin apenas dormir. La situación de estrés bajo la que están trabajando debe ser muy dura...Todo mi apoyo y sí, tienes toda la razón. Los jóvenes tienen la cabeza llena de serrín.", apuntaba otro. 

Otras redes como Twitter se hacían eco de su mensaje.



Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.