Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 20:10

La oposición critica el ajuste a las partidas de Sanidad

Los recorte al Plan Nacional sobre el Sida y a la prevención de la drogadicción, quejas comunes

Miércoles, 23 de mayo de 2012, a las 00:37
María Márquez. Madrid
La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, ha comparecido este martes en el pleno del Congreso dedicado a debatir el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado. Mato ha defendido las partidas de su departamento acentuando la situación generada por la deuda de 16.000 millones del SNS y apostando por la sanidad, la Dependencia, los mayores y el Tercer Sector. El denominador común de la oposición ha sido la crítica hacia la desprotección de “los más débiles”, como los afectados por el recortes al Plan Nacional sobre el Sida o la prevención de la drogadicción, además de la desatención a inmigrantes ilegales.

La ministra de Sanidad, Ana Mato.

Mato ha tildado de “coherente” el presupuesto presentado para el Ministerio que dirige y que va en consonancia, según sus palabras, con el programa electoral del PP, los compromisos de Rajoy en su investidura y el “saneamiento de las cuentas públicas”. La ministra ha defendido con ahínco su actitud reformista, “garantizando” la aplicación de la Ley de Dpendencia, además de la atención a los mayores y la colaboración con el Tercer Sector. El polémico RD 16/2012 solo fue citado de refilón, a colación de la deuda de 16.000 millones de euros. Además de la reducción de un 25 por ciento de altos cargos y centros directivos, Mato ha subrayado el recorte “en propaganda y publicidad” equilibrado, según su explicación, por la “reutilización de campañas anteriores, la colaboración con empresas privadas y medios de comunicación, y las nuevas tecnologías”.

Crítica generalizada, similar al debate sobre el RD 16/2012

Sabino Cuadra (Grupo Mixto) ha puesto el acento en la negativa influencia que supondrá la reforma laboral para la salud de los españoles, al tiempo que ha recordado las dificultades que atraerá la limitación de la incapacidad laboral temporal. Toni Cantó (UPyD) se ha acordado de la investigación y los más débiles, colectivo este último que para Gaspar Llamazares (Izquierda Plural) engloba, entre otros, a los afectados por los recortes del Plan Nacional sobre el Sida (PNS), la desatención a inmigración ilegal o la prevención contra la adicción a la droga. En esta línea también se ha manifestado Pere Macías (CiU), quien además ha apuntado el recorte “del 75 por ciento” a la salud pública y capacitación profesional y ha acusado al Gobierno del PP de "no traspasar a las comunidades autónomas el 0,7 por ciento destinado a fines sociales".

El portavoz socialista, José Martínez Olmos, ha subrayado el impacto de los PGE en las Estrategias Estatals de Salud, sin olvidarse de la atención al VIH, enfermedades degenerativas (Alzheimer, ELA…) o la garantía de construcción del Hospital de Malilla. En el apartado de la Ley de la Dependencia, ha sido Rosa Aguilar quien ha destacado “el abandono de millones de personas y 22.000 empleos menos” que, en su opinión, provoca la propuesta presupuestaria de Mato y su equipo.

El último en intervenir ha sido el portavoz popular Manuel Cervera quien ha defendido las partidas del Ministerio de Sanidad asegurando que su objetivo reformista es el de “darles herramientas a las comunidades autónomas para hacer más eficientes sus presupuestos”. Para Cervera, la crisis “ha hecho inviable” la disposición de “más recursos”.