Redacción Médica
22 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 15:35

Gestión clínica: el reto de hacer flexibles estructuras sanitarias rígidas

Este modelo permite al profesional sanitario gestionar los recursos de forma eficiente

Lunes, 07 de marzo de 2016, a las 11:30
Sandra Melgarejo. Guía de Isora (Tenerife)
“La gestión clínica es la única solución que garantiza la sostenibilidad del sistema sanitario, pero implantarla en nuestro país es un problema porque nuestra estructura es estrecha y rígida, y esto requiere flexibilidad”. Así de contundente se ha mostrado César Morís, jefe del Servicio de Cardiología del Hospital de Oviedo, quien considera que, si no se implica al profesional sanitario, no hay salida posible: “Solo quienes ofrecemos un servicio podemos dar los pasos adecuados para aumentar la efectividad, porque el valor viene determinado por cómo se hace la Medicina”.
 

José Moreu y César Morís.

En la misma línea, José Moreu, director del Laboratorio de Cardiología Intervencionista y jefe clínico de Cardiología en el Hospital Virgen de la Salud de Toledo, ha comentado que “la estructura piramidal en los hospitales es insostenible, pero es la situación que se da en el 95 por ciento de los centros sanitarios”. Como ha explicado el especialista, “el modelo de gestión clínica es horizontal y pone a las unidades, que dependen directamente del gerente, en el mismo plano que los recursos centrales, la gestión económica y la dirección médica”.
 
En este sentido, “se descentraliza la responsabilidad y se crea un contrato entre el médico y la gerencia, por el cual el profesional sanitario gestiona sus recursos siguiendo una serie de indicadores y a cambio de unos incentivos, con el compromiso de reducir el coste manteniendo la calidad y, así, conseguir una mejora continua en la eficiencia de todos los procesos”, ha detallado Moreu. “La gestión clínica consiste en implicar al profesional en centrar la atención en el paciente, corresponsabilizarle de la sostenibilidad y facilitarle el trabajo”, ha añadido Morís.
 
Este tema ha sido uno de los que más debate han suscitado durante la III Reunión de Innovación en Cardiología Intervencionista, que ha celebrado Cardiva en Guía de Isora (Tenerife). Los asistentes han coincidido en que sin un cambio en la organización hospitalaria, que hoy por hoy es piramidal, es imposible que esto se lleve a cabo.

Complicaciones de las prótesis valvulares
 

Vasco Rui de Gama.

César Morís también ha participado en una sesión en la que se ha tratado de dilucidar si hay complicaciones específicas de las válvulas. El especialista ha indicado que “la válvula expandible Edwards es un predictor en el registro de rotura de anillo, por el mecanismo de implante, y de oclusión de la arteria coronaria, sobre todo la izquierda; y la válvula CoreValve es un predictor independiente muy potente de regurgitación perivalvular posprocedimiento”.
 
Por su parte, Vasco Rui de Gama, del Hospital de Gaia (Portugal), ha señalado que “el doble reemplazo de válvulas está particularmente asociado con un elevado riesgo quirúrgico” y que “el implante simultáneo de válvulas aórticas y mitrales es viable y ofrece un abordaje menos invasivo, especialmente en pacientes de alto riesgo, por lo que puede ser una técnica quirúrgica complementaria y a medida de cada paciente en un futuro próximo”.


ENLACES RELACIONADOS

Cardiva reúne al intervencionismo cardiaco español (08/03/16)

La integración vertical ha llevado a iVascular a 50 países en un lustro (07/03/16)

Las guías limitan la tromboaspiración, pero la técnica da “tranquilidad” al especialista (06/03/16)

El papel del ‘scoring balloon’ en la restenosis intrastent y frente a balón no distensible (05/03/16)

El balón farmacoactivo funciona bien en la restenosis intrastent (05/03/16)

La restenosis tardía tras BVS puede ser causada por un proceso de neoaterosclerosis (04/03/16)

El cardiólogo intervencionista cada vez es más relevante en tromboembolismo pulmonar (04/03/16)

La Cardiología Intervencionista avanza “a un ritmo vertiginoso” (03/03/16)