Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:30

AP concentra 1 de cada 2 agresiones a médicos

Atención Primaria, tanto en consulta como en Urgencias, lidera el ranking de las agresiones a médicos

Jueves, 24 de marzo de 2016, a las 11:19
Carlos Corominas. Madrid
Atención Primaria es el ámbito en el que se concentran la mayoría de las agresiones sufridas por sanitarios, según recoge el Observatorio Nacional de Agresiones a Médicos de la Organización Médica Colegial (OMC). En concreto, el 50 por ciento de los incidentes registrados por este organismos se produjeron en Atención Primaria, mientras que el 32 por ciento se produjeron en hospitales.
 

Juan José Rodríguez Sendín, presidente de la OMC.

En el caso de los ataques con lesiones físicas, es también Atención Primaria donde se registran mayores incidencias, con un 37 por ciento en la AP ordinaria (23 agresiones) y un 19 por ciento en las Urgencias de AP, un total de 12.
 
Tanto en una como en otra, no se registraron diferencias significativas entre las agresiones sufridas por hombres y las padecidas por mujeres. En el caso de los hombres, el 36 por ciento de las agresiones se concentraron en AP ordinaria. Las mujeres presentan un porcentaje similar con un 37. En lo que a AP hospitalaria se refiere, ambos suponen el 19 por ciento de las agresiones registradas tanto a hombres como a mujeres.

“Esto se debe a que el médico de Atención Primaria está solo en consulta mientras que en el Hospital suele estar acompañado, al menos, por un auxiliar de clínica”, explica Sendín, que explica la razón de que, a su juicio, haya menos agresiones en otros ámbitos: “En una consulta no se puede grabar por una cuestión de intimidad, algo que, por otra parte, me parece bien”.
 
Agresiones en hospitales
 
En el ámbito hospitalario se registraron el 21 por ciento de los sucesos con consecuencias físicas, un total de 13 agresiones con lesiones. En el caso de las Urgencias hospitalarias, el porcentaje baja al 8 por ciento, con un total de 5 agresiones reportadas. El 16 por ciento restantes se produjo en ámbitos de actuación diferentes a Atención Primaria u Hospitales. 
 
En cuanto a las agresiones a sanitarios en hospitales sí que se encuentra una diferencia entre sexos. El 22 por ciento de las agresiones con lesiones sufridas por hombres se produjo en hospitales, mientras que fue el 19 por ciento de las sufridas por mujeres.
 
La diferencia más evidente se produce en el caso de Urgencias hospitalarias donde las mujeres padecieron el 15 por ciento del total de las que padecieron. Es decir, cuatro mujeres fueron agredidas físicamente mientras ejercían su labor en Urgencias.
 
Por el contrario, los hombres solo experimentaron el 3 por ciento de las agresiones en Urgencias, ya que sólo se registró un ataque físico en este ámbito.

El problema de las agresiones es que no se queda simplemente en los golpes o los insultos. Un estudio realizado por la Universidad Complutense de Madrid, el 89 por ciento de los trabajadores del Servicio de Urgencia Médica de Madrid (Summa) que habían sufrido agresiones experimentó estrés postraumático.
 
Las comunidades más agresivas
 
La media de agresiones, tanto verbales como físicas, se situó en 1,5 por cada mil médicos colegiados, aunque las diferencias entre comunidades son notables.
 
La comunidad que presenta una mayor tasa de agresiones es Extremadura, que en 2015 registró una tasa de 4,5 agresiones por cada mil colegiados, debido a las 24 agresiones registradas en la comunidad. Le sigue Cantabria con una tasa de 2,92 agresiones por mil profesionales y un registro de 10 incidentes el pasado año.
 
La tercera en este ranking de los ataques es La Rioja, con una tasa de 2,54 agresiones por cada mil sanitario ya que registró 4 incidentes en 2015 a 1.575 colegiados. También destaca el alto número de agresiones en Melilla que sufrió 8 agresiones entre los 278 colegiados registrados, una proporción que eleva su tasa al 28,7 por mil.
 
También superan la media estatal Asturias (2,29 por mil), Comunidad Valenciana (2,1 por mil), Castila-La Mancha (1,87 por mil), Madrid (1,84 por mil), Andalucía (1,76 por mil) y Navarra (1,53 por mil).
 
Las más seguras
 
En el polo opuesto se encuentra el País Vasco que registra el menor número de agresiones por cada mil colegiados, en concreto 0,08, dado que en 2015 solo un médico sufrió un ataque. Le sigue Galicia con una tasa de 0,3 por mil y cuatro agresiones. La diferencia de la tasa con La Rioja a pesar de haber sufrido las mismas agresiones se debe a que en Galicia hay 13.330 colegiados.
 
La tercera comunidad más segura para sanitarios es Aragón, con una tasa de 0,36 por mil y 3 agresiones registradas en 2015. Le sigue Canarias (0,61 por mil), Castilla y León (0,91 por mil), Baleares (0,93 por mil), Cataluña (1,2 por mil) y Murcia (1,32 por mil).
 
En el conjunto de España, las agresiones han caído desde 451 en 2010 a 361 en 2015. No obstante, según recuerda Sendín, “estas son sólo las agresiones registradas por los colegios y hay muchas que no se reportan por miedo”.

ENLACES RELACIONADOS:


Las agresiones a médicos crecen un 5% (16/03/16)
 
La OMC comienza una campaña contra las agresiones a médicos (09/03/16)