Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 20:10
Autonomías > Aragón

La genética influye en el 40% del gasto energético humano

Se trata de una de las conclusiones de la ponencia de la Universidad de Navarra en el Aula Montpellier

De izda a dcha, Manuel Bueno, Catedrático de Pediatría Unizar, Martínez, catedrático en Nutrición y Bromatología UN, y Alfredo Pérez Lambán, director de la Clínica Montpellier.
La genética influye en el 40% del gasto energético humano
Redacción
Martes, 03 de mayo de 2016, a las 12:30
El balance energético, en el que participa la energía ingerida y gastada por una persona, parece que puede depender hasta un 40 por ciento de la herencia genética, pudiendo afectar a ambos términos de la ecuación energética (apetito y gasto). Así se ha afirmado durante una ponencia en el Aula Montpellier en la que ha participado J. Alfredo Martínez, del Departamento de Fisiología y Nutrición Universidad de Navarra.

Martínez ha afirmado que el componente genético resulta ser el factor determinante de algunos síndromes congénitos y supone un elemento de riesgo para distintas enfermedades crónicas como la diabetes, la osteoporosis, la hipertensión o el cáncer.

De hecho, la acumulación desproporcionada de tejido adiposo inherente a la obesidad, puede estar causada por hábitos alimentarios y de estilo de vida inadecuados, factores sociológicos, alteraciones metabólicas y trastornos neuroendocrinos junto a componentes hereditarios o por la interacción entre ellos.

En este contexto, ha señalado el catedrático en Nutrición, determinados genes intervienen en el mantenimiento estable del peso y grasa corporal, a través de su participación en el control  de mecanismos eferentes (leptina, nutrientes, señales nerviosas…), de mecanismos centrales (neurotransmisores hipotalámicos) y de mecanismos aferentes (insulina, catecolaminas, SNV, etc…).

También se ha referido a la coexistencia de obesidad en varios miembros de una misma familia, que reafirma la participación de la herencia en la incidencia de la obesidad. De hecho, cuando los padres son obesos, la probabilidad de que los hijos también lo sean se ha estimado en algunos estudios con un porcentaje entre 50 por ciento y el 80 por ciento, ha indicado.

La importancia de los mapas genéticos de la obesidad

Los mapas genéticos describen el orden de los genes o de determinados fragmentos de ADN (marcadores) así como los espacios no codificantes en cada cromosoma.

Según ha señalado J. Alfredo Martínez, “el trazado del mapa genético de la obesidad supone identificar los lugares donde residen los distintos caracteres involucrados de la etiología de la obesidad”.