12 dic 2018 | Actualizado: 19:00

Subastas de medicamentos: la idea de Díaz en farmacia, a un paso del adiós

Populares, Ciudadanos y Vox coinciden en su rechazo a uno de los procedimientos de compra más polémicos

La todavía presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz.
Subastas de medicamentos: la idea de Díaz en farmacia, a un paso del adiós
lun 03 diciembre 2018. 12.00H
Los resultados de las elecciones autonómicas andaluzas presentan un escenario político inédito y las subastas de medicamentos, uno de los proyectos estrella del PSOE y una de las grandes medidas de Susana Díaz, podrían desaparecer.

Los 33 escaños del PSOE, insufiencentes para formar gobierno; los 26 parlamentarios del PP; los 21 de Ciudadanos; 17 para Adelante Andalucía; y los inesperados 12 de Vox, pueden hacer tambalear todo el edificio sanitario andaluz levantado durante los últimos 34 años, si las formaciones de derecha y centro derecha llegan a un acuerdo para formar gobierno.

Además de la recentralización de las competencias autonómicas, eliminar las subastas de medicamentos ha sido otro de los puntos con los que los partidos de derecha y centro derecha se han mostrado de acuerdo. Este procedimiento, que consiste en “un sistema de selección de laboratorios, mediante un procedimiento abierto, y competitivo que permite a los laboratorios, que ya tienen en el mercado las medicinas, presentarse, y hacer una oferta”, tal como ha explicado la Junta en numerosas ocasiones, podría estar cerca de su final.

La posible investidura de Juan Manuel Moreno como nuevo presidente de la Junta de Andalucía podría poner fin a las subastas, puesto que tal como anunció Ana María Corredera, en el debate organizado por Redacción Médica, el PP ha prometido derogarlas. Concretamente, en su programa electoral señalan que eliminarán “de inmediato” el sistema de subastas “porque es un sistema que funciona de forma deficiente”.

Del mismo modo, la portavoz de Sanidad de Ciudadanos, Isabel Albás, propuso en el debate “crear una comisión de farmacia autonómica con profesionales, gestores y pacientes”, para buscar un nuevo modelo que garantice la “equidad” entre andaluces y entre los andaluces y el resto de españoles”.


Sistema centralizado


La irrupción en el panorama político andaluz de Vox ha puesto sobre la mesa el papel del Estado y la recentralización de las competencias autonómicas. Concretamente, en el caso de las subastas de medicamentos, implicaría que volvería a ser el Estado el encargado de la compra pública de medicamentos. Así, entres sus “100 medidas urgentes para España”, desde Vox piden el “establecimiento de un Sistema de Compras centralizado, mediante el uso de Internet, que permita optimizar la eficiencia y garantizar la transparencia de las decisiones económicas”.

El sistema de subastas de medicamentos en Andalucía ha estado rodeado de polémica. El pasado mes de septiembre se convocó la tercera subasta en lo que va de año (decimocuarta en total) tras recibir el aval del consitucional, la no intervención de Europa, y las críticas por desabastecimiento en numerosas oficinas de farmacia. Además, en varias ocasiones los procedimientos quedaron desiertos y no hubo ninguna empresa dispuesta a llevar a término la colaboración con la Junta.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.