Olga Delgado, presidenta de la SEFH, exige más seguridad clínica, especialmente en el uso de medicamentos

"Es necesaria una formación específica de Farmacia para elaborar CAR-T"
Olga Delgado, presidenta de la SEFH.


27 nov 2022. 14.00H
SE LEE EN 9 minutos
Una de las principales protagonistas a lo largo de este 67º Congreso de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) ha sido, sin lugar a dudas, su presidenta Olga Delgado. Tras un congreso marcado por la reformulación que la especialidad necesita tras pasar el punto crítico de la pandemia, la elaboración de fármacos dentro de las propias unidades ha pasado a ser un tema capital para Delgado, y así lo expone en Redacción Médica: "Terapias avanadas como las CAR-T representan el futuro, por lo que se deben poner los pilares de lo que queremos que se mantenga a largo plazo. Una formación específica es necesaria".

Por otra parte, la reforma de la Ley de Garantías y Uso racional de Medicamentos es una normativa que afecta completamente a la Farmacia Hospitalaria, y Delgado no tiene claro que su aprobación llegue a tiempo en la vigente legislatura: "Les hemos hecho llegar al Ministerio de Sanidad todas las necesidades desde la Farmacia Hospitalaria. Se contempla la dispensación de medicamentos fuera del ámbito hospitalario mediante la Atención Primaria, la farmacia comunitaria o en el domicilio del paciente". Sanidad prometió que a finales de año se tendría el borrador realizado, y la presidenta espera que se ahonde en la seguridad clínica principalmente".

La palabra protagonista de este Congreso de Farmacia Hospitalaria es ‘reformúlate’. ¿Es necesaria en España una rápida reformulación de los farmacéuticos, la atención y las nuevas terapias?

Creo que estamos en continuo cambio e incorporación de aspectos nuevos, no solo en e ámbito terapéutico sino también en procesos, valores y en forma de participación. Es completamente necesario, y más ahora que nos hemos asomado a la realidad tímidamente sin saber lo que nos encontraríamos tras el punto álgido de la pandemia. Vemos que sí hay aspectos que hemos retomado la vida que teníamos, pero en otros la sociedad pide cambios.

También se ha puesto el foco en los Objetivos de Desarrollo Sostenible para una Sociedad Científica. ¿Cuáles son las metas que se persiguen para lograr una farmacia verde?

Creo que lo primero hay que tener es una educación y formación diferente. Se habla de educación digital y se debe ampliar el ámbito desde dos puntos de vista. La salud no es solamente humana, también es del planeta y en segundo lugar el espacio temporal en que nos movemos no puede ser el presente, sino el futuro. Si los pasos que estamos haciendo hoy en día perjudican al futuro no es una buena solución. Cambia el horizonte de responsabilidad del concepto salud y también en el tiempo que debemos trabajar.


"Si los pasos que estamos haciendo hoy en día perjudican al futuro no es una buena solución"



La SEFH está apostando por la internacionalización; ¿qué alianzas y proyectos piensa llevar a cabo la sociedad?

Nada podemos hacer si estamos aislados. Debemos seguir el mismo camino que el ámbito europeo está trazando. Tenemos que luchar también para que Europa avance en especialización y farmacia clínica. Por una parte, aliarnos con los fuertes, Estados Unidos y Australia en Farmacia Hospitalaria para que Europa se sitúe de una manera homogénea y tengamos un nivel parecido todos los países. Debe haber un compromiso con los aspectos sociales, hay muchos países que no tienen el desarrollo que tenemos nosotros y también marcamos un compromiso para homogeneizar la atención farmacéutica.

¿Cómo se puede agilizar la implementación de los sistemas de automatización para optimizar los circuitos del fármaco, mejorando la labor de los profesionales y la calidad de vida de los pacientes?

La robotización es un paso, igual que la digitalización, que se tiene que dar en sanidad. Se requiere una gran inversión, no solo tecnológica, sino que también económica. Robotizar los procesos nos da grandes oportunidades. La innovación en procesos muchas veces se puede hacer a través de la formación y la concienciación, pero esta implantación de tecnologías nuevas requiere inversión.

La Farmacia Hospitalaria española ha advertido de la necesidad de dar un paso adelante en la elaboración de fármacos dentro de las unidades, por ejemplo, de terapias CAR-T ¿Cree necesaria una acreditación o formación específica en este sentido?

Pienso que hace falta poner ahora el foco en este aspecto. Las CAR-T es la terapia de futuro y en estos momentos se deben poner los pilares de lo que queremos que sea a largo plazo. Hay centros muy pioneros, pero las actuaciones no están siendo totalmente uniformes. En algunos hospitales es muy centralizado y en otros recae a otros Servicios. No es algo que va a ser pasajero, lo que establezcamos ahora será lo que perdure luego. Una formación específica para la elaboración de fármacos es necesaria.

En cuanto a la digitalización de procesos manuales y la apuesta por tecnologías concretas. ¿Cómo se pretende llevar a cabo este camino para mejorar la seguridad, la productividad y la precisión de cada compuesto?

Creo que la digitalización es algo pendiente en sanidad. La parametrización de las historias clínicas y los resultados en salud es el gran paso que se debe dar. Digitalizar todo esto para tener datos y analizarlos es crucial. Es algo pendiente que en otros sectores ya se ha hecho y en otros no. En sanidad está sin hacer.

El proyecto Telémaco nació para cubrir necesidades del paciente con tratamiento hospitalario en el ámbito rural. ¿La tele farmacia se erige como la solución para ofrecer un adecuado seguimiento farmacoterapéutico? ¿Se pretende incorporar a más hospitales en el futuro?

Ya hay una fase iniciada de Telémaco 2.0 que no se suscribe solo al ámbito rural, sino que también al urbano. Hay un acuerdo con farmacias comunitarias para llevarlo a cabo. La respuesta es sí, tenemos más hospitales que han firmado ampliar el seguimiento telemático. Existe una alianza con la farmacia comunitaria, no solo en el ámbito rural. La tele farmacia, más que una solución, es una herramienta más que hemos de usar y explotar. Va ligada a la aplicación digital en el seguimiento de los pacientes en la incorporación de la sanidad digital.


"Debería ahondarse en la seguridad clínica, en concreto en el uso de medicamentos"



Uno de los proyectos que se está preparando en materia farmacéutica es la reforma de la Ley de Garantías y Uso racional de Medicamentos. ¿Cómo puede afectar esta normativa a la labor que desempeña la Farmacia Hospitalaria?

Nosotros no sabemos si va a llegar a tiempo en el periodo legislativo que queda. Les hemos hecho llegar al Ministerio de Sanidad todas las necesidades desde la Farmacia Hospitalaria. Se contempla la dispensación de medicamentos fuera del ámbito hospitalario mediante la Atención Primaria, la farmacia comunitaria o en el domicilio del paciente. Esto supone gran cambio en el seguimiento. Nos gustaría que se reconocieran funciones que se hacen en nuestra especialidad y que no están reconocidas en ningún sitio. Por otra parte, creo que debería ahondarse en la seguridad clínica, en concreto en el uso de medicamentos. Todavía hay iatrogenia medicamentosa y hay sistemas para evitar todo eso. Se deben garantizar las medidas implantadas.

Uno de los aspectos que pretende mejorar esta norma es la elaboración de IPT, donde la mayoría de los ‘sabios’ son farmacéuticos hospitalarios. ¿Cómo cree que pueden mejorarse?
Existen muchos campos de mejora. Hay que hacerlo en menos tiempo y quizá llega a madurarse por parte de todos los colectivos de forma igualitaria. La administración ha ido por delante del personal asistencial. Tenemos que ir todos al mismo nivel para que no se tensionen los sistemas.

Tras el aval de la EMA a la intercambiabilidad de biosimilares y originales, ¿cuándo cree que podría adaptarse a España? ¿El proceso es complejo?

Algunos piensan que ya estaba dicho. El ámbito de la no sustitución abarca a la farmacia comunitaria. Está admitido en el artículo de la farmacia comunitaria. Muchos piensan que en el hospital es posible hacer este proceso ya antes de que saliera la nota de la EMA. Creo que en la práctica requiere cierto consenso entre los clínicos en general y fundamente aporta mucha seguridad en que esto puede ser intercambiable sin poner en duda la seguridad en el tratamiento. Da mucha más garantía de lo que hacíamos, pero ya en el hospital podíamos hacer intercambio y hace que sea más sencillo el diálogo con los médicos y los prescriptores.
 
En 2023 a España le corresponde la presidencia del Consejo de la UE, por lo que tendrá un papel importante en la futura Estrategia Farmacéutica Europea. ¿Cómo se puede lograr más rapidez en ámbitos como el relativo al acceso a medicamentos especiales, como los compasivos?

Creo que el reto es hacer las evaluaciones y decisiones, pero hay que hacerlo más rápido. Espero que el criterio crítico que ha habido en cuanto a que se debe financiar y poner en marcha en España un sistema de financiación selectiva de medicamento continue. Se han dado muchos pasos y habría que acelerar las decisiones y homogeneizar qué se va a hacer mientras se decide, pero que sobre todo la decisión llegue pronto.
 
Las informaciones publicadas en Redacción Médica contienen afirmaciones, datos y declaraciones procedentes de instituciones oficiales y profesionales sanitarios. No obstante, ante cualquier duda relacionada con su salud, consulte con su especialista sanitario correspondiente.