"El coronavirus genera miedo, incertidumbre y solidaridad en la sanidad"

Esta enfermera del Centro de Salud San Martín dio positivo en Covid-19 y lleva más de 11 días con síntomas

Blanca Sáez de Ibarra, enfermera positivo en coronavirus.
"El coronavirus genera miedo, incertidumbre y solidaridad en la sanidad"
lun 23 marzo 2020. 17.20H
Blanca Sáez de Ibarra trabaja en el Centro de Salud San Martín, en Vitoria, desde hace un año. Decidió embarcarse en el oficio de la Enfermería, especializándose en Pediatría, por "vocación y tradición familiar", pues pertenece a una larga estirpe enfermera. Desde el pasado 9 de marzo, lunes, empezó a presentar síntomas de coronavirus. Es uno de los profesionales sanitarios que ha dado positivo en la prueba de Covid-19. Han pasado 14 días y esta enfermera sigue padeciendo los síntomas, guardando cuarentena en su casa y saliendo a aplaudir a sus compañeros cada día a las 8 de la tarde. 

En Redacción Médica queremos poner en valor las historias de aquellos profesionales de la sanidad que están luchando contra la enfermedad. En estos momentos, son 3.910 profesionales sanitarios infectados por coronavirus, 435 más en las últimas 24 horas. Blanca lanza un mensaje a todo aquel que no se lo toma en serio: "No es una gripe, ni mucho menos, se pasa muy mal". Empezó a notar síntomas muy leves el 9 de marzo, pero el 11, miércoles, por la tarde, empezó a sentirse "bastante mal": "Tenía fiebre, dolor de garganta, algo de tos y malestar general". Denuncia que ciertos "medios de comunicación han emitido la imagen de positivos en coronavirus que lo están pasando de forma somera", cuando en muchos casos no es así.

Ella también forma parte del grupo de afectados por el coronavirus que asegura que la pérdida de olfato es uno de los síntomas de la enfermedad: "Ha sido algo realmente curioso. Perdí el olfato y lo comenté con mi familia. Después vi en los medios de comunicación que había más personas a las que les había pasado".

Síntomas del coronavirus tras varios días contagiado



Tras más de 11 días contagiada, mantiene "febrícula, cansancio, dolor muscular y cefalea"


Después de 14 días de confinamiento, afirma no haber tenido "dificultad respiratoria", uno de los tres síntomas que en un principio el Ministerio de Sanidad tenía como determinantes para diagnosticar la patología. "He tenido mucho dolor muscular y dolor articular", cuenta. A día de hoy, se mantiene con "febrícula, sobre todo por las noches, cansancio, dolor muscular, aunque menos intenso, y cefalea". 

La palabra que mejor resume su estado actual es 'kilikolo', una palabra vasca que se utiliza para denominar a alguien cuando está pachucho. La enfermera insiste en que "no es como una gripe. He estado en un contacto con gripes, pero a medida que pasaban los días tenía más claro que era coronavirus". 

Profesionales sanitarios contagiados de Covid-19


Todo apunta a que se contagió en su lugar de trabajo, el Centro de Salud San Martín. "Utilizábamos mascarillas y medidas de protección, pero se han dados varios positivos por Covid-19 entre mis compañeros". Desde el Sindicato ESK llevan semanas "reclamando tanto al Departamento de Salud del Gobierno vasco como a la Dirección General de Osakidetza que garanticen el suministro de todos los equipos de protección individual para todo el personal". También exigen que se lleve a cabo la prueba de coronavirus "a toda la plantilla sociosanitaria de Osakidetza, siguiendo las recomendaciones de la OMS. Hay que proteger a los que nos protegen". 

Esta profesional de la Enfermería explica que el fallecimiento de una compañera de profesión, con 52 años, tras estar una semana hospitalizada, es un hecho la dejó en "shock". "Ves que una compañera tuya ha tenido peor suerte y se ha muerto en este proceso te produce gran incertidumbre. Es un hecho que te desata muchos sentimientos de incertidumbre y miedo. Pero también sentimientos de solidaridad. Los sanitarios se están uniendo".


"Ver que una compañera de profesión ha tenido peor suerte y ha muerto genera miedo e incertidumbre"


Cabe recordar que Vitoria fue uno de los lugares donde se propagó el coronavirus mucho de manera rápida y donde aparecieron algunos de los primeros afectados. De hecho, fue una de las primeras localidades consideradas como foco de infección por parte del Ministerio de Sanidad.

Tratamiento para el coronavirus


Blanca está siendo controlada por Salud Laboral y está siguiendo un tratamiento sintomático a base de paracetamol. Tiene muchas ganas de "volver a trabajar" para echar una mano a sus compañeros. Estos días de confinamiento le ha ayudado mucho estar con la familia. Convive con 4 miembros y toma "todas las medidas de seguridad e higiene". También habla todos los días con una compañera enfermera del centro, también afectada por el coronavirus: "Estamos siguiendo el mismo proceso en cuanto a síntomas y es un apoyo que viene muy bien".

Blanca vive las 8 de la tarde de cada día con gran emoción. Es la hora de los aplausos, del reconocimiento a los profesionales sanitarios: "Se te ponen los pelos de punta. Me asomo todos los días. Me parece bonito. Es una respuesta bonita, y sincera. Es un acto sincero. Veo a la gente mentalizada. Creo que en situaciones extremas como esta sacas lo mejor de la gente".

Para ella no hay duda, la pandemia de coronavirus "va a marcar un antes y un después. Nos vamos a dar cuenta de que lo primero es la salud, y de que hay que cuidar nuestro sistema sanitario". Blanca lanza un mensaje de ánimo a sus compañeros en el 'campo de batalla': "Toda la admiración por mi parte hacia ellos. Les mando fuerza y ánimo, pienso que la mayoría lo vamos a superar. A las gerencias les pido que valoren el esfuerzo de los profesionales y les aporten los medios necesarios".

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.