Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 19:00
Miércoles, 24 de septiembre de 2014, a las 18:38
¿Cuántas veces han reclamado los profesionales sanitarios en los últimos años un ministro de Sanidad que conociera de antemano el sector, y que no tuviera que empezar de cero al tomar posesión del cargo? ¿Se imaginan ir un paso más allá, y tener todo un presidente del Gobierno que supiera cómo funciona la Sanidad española? Pues ese ‘sueño’ está más cerca desde la dimisión esta semana de Alberto Ruiz-Gallardón como ministro de Justicia. Y es que con este abandono de la política otro Alberto, Núñez Feijóo, queda más cerca aún de la ‘línea sucesoria’ de Mariano Rajoy. Es cierto que es pronto para quinielas y castillos en el aire cuando a Rajoy le aguardan, si los sondeos demoscópicos no fallan, otros cuatro años en La Moncloa. Pero el sector sanitario sí que puede ir fantaseando con un Núñez Feijóo presidenciable a nivel nacional y con lo útil que sería todo ese bagaje que acumuló en su paso por el Insalud, cuando era número dos del entonces ministro José Manuel Romay Beccaría. En el camino de Feijóo todavía hay notables competidores (Soraya Sáez de Santamaría, María Dolores de Cospedal…), pero el actual responsable de la Xunta de Galicia va por el buen camino para ser el primer presidente del Gobierno español que de verdad sabe de Sanidad.