20 nov 2018 | Actualizado: 21:40
Mar 19 marzo. 11.12H

La ministra de Sanidad, Ana Mato, superó en febrero una prueba política muy dura, tras las constantes peticiones de dimisión por parte de la oposición a cuenta de su presunta conexión con la trama Gürtel. Al acoso político le siguió un arrinconamiento mediático igualmente constante, que tampoco dio resultado. De momento. Hoy algunos medios retoman el asunto y apuntan al posible final del caso.

Las Provincias, tras la resaca de la Nit del Foc, titula a toda plana: Rajoy medita sacar a Mato del Gobierno y desplazarla a la lista europea de 2014. Y añade: El presidente, que defiende la integridad de su ministra, dejaría a Arias Cañete como cabeza de la candidatura. Otro de los diarios de Vocento, El Norte de Castilla, también le da verosimilitud a la información: Rajoy estudia incluir a Ana Mato en la lista de las europeas con Arias Cañete. El presidente buscaría así una salida disimulada y no traumática para quien es uno de los miembros de su Gobierno más desgastados.

Entretanto, en Navarra preocupa la modificación del calendario vacunal. Diario de Noticias abre en clave de confrontación autonomista: El Estado plantea ahora recortar el programa de vacunas de Navarra. Y advierte en el subtítulo: Con el plan ministerial se dejaría de vacunar contra la varicela a unos 6.000 niños al año. Además, se retrasaría la inmunización contra el papiloma humano y la meningitis, mientras se adelantaría la de la hepatitis B, en lo que el rotativo navarro interpreta como una apuesta del Gobierno del PP por el café para todos, equiparando a las autonomías por lo bajo.

Diario de León también le da su primera a la sanidad: Sacyl se ahorra 6,4 millones en horas extras y cirugía privada. La consecuencia, en el subtítulo: Los médicos de León y el Bierzo llevan sin hacer peonadas desde abril del 2012. Si las necesidades asistenciales no lo exigen, Castilla y León no tiene previsto de momento recuperar estas medidas que agilizan la respuesta del sistema, pero que al final lo hacen más caro.