18 nov 2018 | Actualizado: 19:00

Sanidad financiará la construcción de los accesos al futuro hospital de Teruel

Sufragará también las expropiaciones necesarias para conseguir los terrenos

Martes, 27 de noviembre de 2012, a las 17:01

Redacción. Teruel
La Comisión de Urbanismo del Ayuntamiento de Teruel ha aprobado este martes el protocolo de colaboración entre el Gobierno de Aragón y el consistorio que establece a quién corresponde la financiación de las obras de construcción de los accesos al futuro hospital de la ciudad y de las expropiaciones de los terrenos que, en ambos casos, sufragará el departamento de Sanidad del ejecutivo autónomo.

Oliván.

El concejal de Urbanismo del Ayuntamiento de Teruel, Jesús Fuertes, ha confirmado que la Comisión da el visto bueno, en sesión extraordinaria, el protocolo de colaboración entre ambas instituciones que el próximo lunes tendrá que ser ratificado por el pleno municipal. El edil ha manifestado que "por fin verá la luz este tema que lleva mucho tiempo dando vueltas" y confía en que la firma del convenio se produzca en pocos días.

Según este acuerdo será el Departamento de Sanidad, Bienestar Social y Familia del Gobierno de Aragón quien sufrague no sólo la construcción de los accesos, sino también las expropiaciones necesarias para conseguir los terrenos.
En este sentido, Fuertes ha explicado que "era importante que quedara claro que la entidad expropiante es el Gobierno de Aragón" porque facilitará todo el proceso al ser una única administración. Para asumir estos costes, el Gobierno de Aragón podría recurrir a sus propios fondos y al Fondo de Inversiones de Teruel.

Por su parte, el Ayuntamiento de Teruel se compromete a otorgar al ejecutivo autónomo "toda la ayuda de carácter técnico y administrativo que haya que hacer" para que el proyecto sea una realidad. Asimismo, tendrá que "ceder gratuitamente" los terrenos de propiedad municipal que se vean afectados por los trabajos. Según el proyecto redactado por Ingeniería Turiving SA, el presupuesto de ejecución asciende a 6,6 millones de euros, aunque sumando los gastos generales llegará hasta los 7,9 millones, sin incluir ni el IVA ni el coste de las expropiaciones de los terrenos afectados.