Redacción Médica
22 de septiembre de 2018 | Actualizado: Viernes a las 19:50

Facme pide que sean los propios centros sanitarios los que elijan a su gestor

La profesión médica enumera 12 retos que deberían asumir los nuevos gobiernos autonómicos y el futuro ministerio de Sanidad, para garantizar el buen funcionamiento del SNS

Lunes, 22 de junio de 2015, a las 12:47
David García. Madrid
“Los médicos queremos y debemos estar comprometidos con el resto de agentes del SNS”. Bajo esta premisa, y con el objetivo de “buscar mayor eficiencia del SNS”, la Federación de Asociaciones Científico Médicas Españolas, Facme, ha presentado un manifiesto de 12 puntos que van a presentar en próximas fechas tanto al Ministerio de Sanidad como a los responsables sanitario de los nuevos gobiernos autonómicos.

De izquierda a derecha, Antonio Zapatero, tesorero de Facme; Carlos Macaya, presidente; y Fernando Carballo, vicepresidente.

Carlos Macaya, presidente de Facme, ha explicado que como médicos, esta participación es una "obligación ética" y que la Administración debería aplaudir este tipo de iniciativas.

Entre las demandas más destacadas se encuentra la de “profesionalizar los directivos”. A este respecto, Carlos Macaya ha explicado que deben ser los órganos de gobierno de los hospitales y centros sanitarios los que contraten al gerente, previa convocatoria con publicidad, y después decidir su continuidad en función de la evaluación de los objetivos. Una evaluación, precisa, que ha de ser “externa, independiente, y con un resultado público”.

El documento, en otro de sus puntos, pide también que se incentive la participación de los profesionales en la gestión de los servicios y señala en este sentido que la implantación de la gestión clínica durante la legislatura “ha sido muy escasa”.

En relación a los profesionales, otro de los puntos del manifiesto propone basar la política de personal en el desarrollo de competencias profesionales e incentivar las buenas prácticas. "No podemos tratar igual a todos los profesionales", ha dicho Antonio Zapatero, tesorero de Facme, que ha precisado también que "no debe ser la industria, como ocurre en este momento, la que invierta en el desarrollo profesional", y ha pedido que sean las administraciones públicas las que también lo hagan.

Desde Facme también se pide un esfuerzo por un gasto sanitario mayor del 6,5 por ciento y una financiación territorial más justa que promoviera una modificación de la financiación autonómica, que delimitara el gasto público y lo protegiera con una estimación de un ‘per cápita’, ajustado por necesidad, recalculado para cambios demográficos y con un fondo de garantía asistencial para la atención prestada a residentes de otras CCAA. Además consideran que el presupuesto destinado a Atención Primaria es “escaso”.

Sobre los pacientes

El manifiesto también incluye algunos puntos relacionados con los pacientes, como el impulso de una estrategia nacional de salud pública (que denominan ENSP) para establecer objetivos y metas en educación y promoción de la salud y de las enfermedades bajo la premisa de que "prevenir es mejor que curar". En relación a esto, Carlos Macaya ha recordado iniciativas desde la Administración que sí han tenido buenos resultados, como la llamada Ley Antitabaco, pero por ejemplo debe trabajarse más en cuidar los hábitos alimenticios.

También reclaman poner al paciente en el centro del sistema, una "frase muy cacareada pero mal utilizada", según Macaya, que reclama para ello que el paciente, para que pueda elegir e intervenir, debe tener una información adecuada. Pone el ejemplo de Madrid y la libre elección de médico, que al final el paciente lo elige con un solo criterio, el de la cercanía, y eso es porque falta información.

Desde Facme además se pide la adecuación de la asistencia a las necesidades de la población ya que según la federación, "el modelo asistencia del SNS gestiona mal a los pacientes con enfermedades crónicas y especialmente a aquellos con enfermedades crónicas complejas".

Importancia de las nuevas tecnologías

El manifiesto deja a las claras también la importancia que debe tener en la sostenibilidad del sistema las posibilidades que brindan las nuevas tecnologías, las llamadas TIC, "por su potencial transformador de la asistencia sanitaria". Antonio Zapatero, tesorero de Facme, ha explicado que "algunas visitas al médico podrían resolverse por telemedicina por ejemplo" y para conseguir estos grados de eficiencia, desde Facme creen que es clave la cooperación entre SNS e industria.


ENLACES RELACIONADOS:

El RD de Gestión Clínica decepciona a los médicos (01/06/2015)

Los médicos ponen dos condiciones para suscribir el RD de Gestión Clínica (02/06/2015)

Facme abandera la ‘unión estructural’ del SNS (17/11/2014)