Redacción Médica
25 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 15:35

La crisis dispara las necesidades de atención social del paciente con cáncer

La AECC ha publicado estos datos con motivo de la conmemoración del Día Mundial contra el Cáncer del 4 de febrero

Lunes, 03 de febrero de 2014, a las 19:08

Redacción. Madrid
La petición de atención social por parte de los pacientes con cáncer ha aumentado un 52 por ciento desde el comienzo de la crisis, según ha informado la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC).

Isabel Oriol preside la AECC.

Casi el 35 por ciento de esas demandas son económicas, mientras que el 21 por ciento pertenece a ayudas para alojamientos en pisos y residencias. El resto de las peticiones se dividen en orientaciones para recursos sociales, voluntariados, inserciones sociolaborales, materiales ortopretésicos y bancos de alimentación.

Para la conmemoración del Día Mundial del Cáncer de este 4 de febrero, la AECC ha publicado estos datos, con el objetivo de hacer ver la preocupación latente por la situación vulnerable que viven los pacientes a causa de la crisis, que ven como sus necesidades como consecuencia de la enfermedad, se agravan con los efectos del malestar económico.

La Asociación ha anunciado que, debido a la subida de estas peticiones, va a continuar ofreciendo programas de atención social cubriendo así  íntegramente ‘’las demandas de un colectivo de especial vulnerabilidad cuyas necesidades difieren de otros colectivos necesitados’’.

Prevención

En cuanto a la prevención de niños y jóvenes, la atención ha aumentado un 6,5 por ciento, mientras que el programa gratuito para dejar de fumar, ha crecido un 5,5 por ciento.

Porque el tabaco es el causante del 30 por ciento de las muertes que se producen por cáncer, siendo esta recomendación –el abandono de la rutina de fumar-, la principal recomendación por parte de los profesionales para prevenir la enfermedad.

Otra de las pautas que se aconsejan para la prevención de contraer cáncer son el consumo moderado de bebidas alcohólicas, una alimentación sana –que además evitaría la obesidad-, así como realizar actividades físicas de forma regular.

Pese a todo, hay un dato esperanzador. Y es la disminución en un 13 por ciento de las muertes por cáncer en España. No obstante, según cifras de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), sigue siendo inferior a países como Francia, Italia, Alemania, Reino Unido o Bélgica, donde se roza un descenso del 20 por ciento.

Los casos de cáncer aumentan cada año, pero es debido a una mayor esperanza de vida, así como el envejecimiento y el aumento de la población.

Los registros de número de fallecidos en pacientes con cáncer sitúan en primer lugar a los afectados en el pulmón (20 por ciento), seguido por los tumores colorrectales (14,3 por ciento) y los de mama (5,9 por ciento).
El pronóstico de cara a 2015 es un aumento  de más de 227.000 casos (más en los hombres), aunque como noticia positiva está la supervivencia del cáncer en cinco años en un 80 por ciento de los casos.