Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 19:05

El equipo de Código Ictus del área de Guadalajara, en marcha

Merino ha explicado que este protocolo traslada prioritariamente y en un tiempo máximo establecido al paciente a centros hospitalarios de referencia

Lunes, 02 de marzo de 2015, a las 17:10
Redacción. Guadalajara
El gerente del Área Integrada de Guadalajara, Francisco Merino, ha destacado la importancia de la puesta en marcha del Equipo de Código Ictus en esta provincia, que servirá para atender esta dolencia que provoca un trastorno brusco de la circulación cerebral, que altera la función de una determinada región del cerebro.

Merino.

Merino ha explicado que este protocolo traslada prioritariamente y en un tiempo máximo establecido al paciente a centros hospitalarios de referencia, preparados para actuar sobre su causa, sea cual sea la ubicación del paciente dentro de la región y su medio de contacto con el Servicio de Salud.

Este nuevo Equipo de Ictus del Área empezó a funcionar este domingo, y tal y como apunta el gerente del Área viene a completar la red de Código Ictus que cuenta con dos unidades, en Albacete y Toledo, y cuatro Equipos en Ciudad Real, Mancha Centro, Cuenca, y ahora Guadalajara.

La puesta en marcha de este recurso coincide con la instauración de una nueva guardia de Neurología en el Hospital Universitario de Guadalajara. El gerente del Área ha explicado que alrededor de una tercera parte de los casos que llegan a Urgencias están relacionados con Neurología, y de ellos, el 10 por ciento son pacientes que han sufrido un ictus, lo que se traduce en cerca de 70 pacientes al año.

El Código Ictus es un procedimiento asistencial coordinado y que implica a todos los servicios sanitarios del Sescam. Permite detectar y atender precozmente a los pacientes que pudieran estar sufriendo un ictus cerebral. En la actualidad, gracias a la coordinación entre Atención Primaria, los hospitales y la Gerencia de Urgencias, Emergencias y Transporte Sanitario, la cobertura regional es del cien por cien. Desde la instauración del Código Ictus en 2009 en la región se ha activado en más de 1.500 ocasiones. En el año 2014 hubo 274 activaciones, manteniendo un ritmo estable anual.