21 de julio de 2017 | Actualizado: Jueves a las 22:45

El 33% de los casos graves de gripe habían sido vacunados

El 26% de los confirmados fueron admitidos en la UCI y no fallecieron

Jueves, 05 de febrero de 2015, a las 21:49
Redacción. Madrid
La Sociedad Española de Médicos de Residencias (Semer) ha señalado en un comunicado que el 33 por ciento de los casos graves de gripe habían sido vacunados. Según la Semer en la última temporada 2013-2014, se notificaron 15 brotes confirmados de gripe en siete comunidades autónomas, en su mayoría ubicados en residencias geriátricas. Se notificaron 2.475 casos graves hospitalizados confirmados de gripe de los que el 26 por ciento fueron admitidos en la UCI y no fallecieron y 12 por ciento fallecieron.

Jiménez Cebrián.

Los datos del Sistema de vigilancia de la gripe en España del Centro Nacional de Epidemiología Instituto de Salud Carlos III, destaca la Semer, apuntan que en más del 99 por ciento de los  casos se confirmó el virus de la gripe A. El 83 por ciento de los casos graves hospitalizados confirmados de gripe presentó algún factor de riesgo de complicaciones de la gripe.

La sociedad científica advierte de que el problema de la infección por gripe en el mayor, viene marcado por la inmunosenescencia (envejecimiento natural de las defensas es más adecuado hablar que las defensas envejecen, inmunodeprimido pueden ser jóvenes o por enfermedades), las múltiples patologías asociadas y la polifarmacia, que son unas constantes en el paciente geriátrico y que, por tanto, lo hace más vulnerable a las complicaciones de sus enfermedades de base y el propio envejecimiento fisiológico cuando se enfrenta a la gripe.

Los principales problemas que presentan los pacientes geriátricos asociados a una gripe “más complicada” son principalmente los cuadros bacterianos sobreañadidos. De estos cabe destacar la neumonía bacteriana por neumococo y otros agentes bacterianos y cuadros secundarios,   que pueden estar provocados por infecciones respiratorias, como la insuficiencia cardíaca en corazones ya enfermos de base como son los del anciano.

Mª José Jiménez Cebrián, presidenta de Semer y médico de residencias, ha explicado que “las complicaciones de la gripe, pueden agravar el estado de patologías de base, como las cardíacas y pulmonares y ello va a repercutir sin duda alguna en su funcionalidad.” En esta misma línea, la doctora Jiménez Cebrián hace una recomendación “tras cada episodio de enfermedad aguda,  es recomendable hacer rehabilitación no sólo motora, sino respiratoria en ocasiones y pese a ello en la mayoría de los casos no llega a rehabilitarse al cien por cien el estado previo a la enfermedad aguda,  pese a tener buenos programas de intervención.”