Desde el Ministerio de Sanidad "nos sentimos muy satisfechos y orgullosos", es "una historia de éxito", ha dicho

“El MIR es un éxito y mejoraremos su sistema sobre la estructura actual”
Carolina Darias.


31 ago 2021. 17.20H
SE LEE EN 5 minutos
La ministra de Sanidad, Carolina Darias, ha defendido este martes el actual modelo MIR y resto de plazas de Formación Sanitaria Especializada (FSE) . "Funciona muy bien en nuestro país", por eso "nos sentimos muy satisfechos y orgullosos", ha dicho, tras definirlo como "una historia de éxito".

Así lo ha señalado durante su intervención en la primera Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados tras el parón estival, en donde ha manifestado que "la hoja de ruta del Gobierno de España es intentar mejorar todo lo que sea posible de la mano de todas las comunidades autónomas y en el seno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS)". Ha recalado, no obstante, que se hará "siempre sobre la base de una estructura y un modelo que está bien definido y es muy sólido".

El otro gran asunto al que se ha referido Darias es el de la tercera dosis de la vacuna Covid. En "fechas próximas" se conocerán los resultados de los ensayos clínicos realizados por Pfizer y Moderna sobre la tercera dosis o booster (de refuerzo), ha indicado. "Estaremos atentos" tanto a estos estudios como al pronunciamiento de la Agencia Europea del Medicamento (EMA). Mientras, los expertos del Ministerio, por su parte, están estudiando la cuestión desde el mes de junio la tiempo que ha dado "indicaciones a la Ponencia de Vacunas para que vaya evaluando y valorando para que, una vez conocidos los ensayos clínicos y la decisión de la EMA, podamos tomar una decisión".

Sin embargo, la ministra de Sanidad tiene claro que poner una tercera dosis implicará mezclar vacunas de varias marcas. "Los refuerzos van a ser pauta heteróloga sí o sí. Sabíamos que si hacía falta un tercer pínchazo, este iba a ponerse con (las dosis de) los contratos que se estaban negociando en la Unión Europea, que eran mayoritariamente de ARNm (como las de Pfizer y Moderna). También hemos adquirido vacunas proteicas porque somos conscientes de la necesidad de tener variedad de marcas y de seguir de la mano de la Unión Europea", ha señalado


El ISCIII definirá clínicamente al Covid persistente


Por otro lado, Darias, que ha aprovechado su presencia ante los portavoces sanitarios de los grupos parlamentarios de los partidos políticos para hacer un repaso de la estrategia española contra el Covid-19 durante los últimos meses, ha anunciado un nuevo estudio del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) junto con el Centro de Investigación Biomédica en Red (Ciber) para “definir” clínica y biológicamente al Covid persistente.

Así es como se denomina al síndrome que padecen aquellos pacientes que han superado la enfermedad, pero cuyos efectos pueden llegar a mantenerse durante meses después de recuperarse de la enfermedad aguda. Asimismo, la Acción Estratégica en Salud incluirá el Covid persistente como línea estratégica en su convocatoria 2022 y así incluirlo en las “líneas de investigación a largo plazo”.


El impacto de la quinta ola


Darias también ha analizado la presencia del Covid-19 en nuestro país y ha puesto de manifiesto que "la variante Alfa, que fue predominante en los últimos meses", aunque ha ido disminuyendo en las últimas semanas en todas las comunidades. Esto sucedía la mismo tiempo que ha ido aumentando la variante Delta, con un 88 por ciento de los casos, pero "variando entre comunidades".

"La variante Delta muestra en algunos estudios una mayor capacidad de transmisión, pero cuantificar ese incremento en situaciones cambiantes en la implementación de las medidas de control, los niveles de vacunación y ante la posible entrada de múltiples casos de otros países no es fácil", ha argumento la ministra.


Darias, sobre la quinta ola: "El incremento de casos no tiene una traducción proporcional en su impacto"



También ha tenido tiempo para evaluar el impacto de la quinta y última ola pandémica en España, una ola que, a  medida que Sanidad va teniendo más herramientas y conocimiento, ve que el incremento de casos "no tiene una traducción proporcional en su impacto". Por eso, ha destacado, indicadores como la incidencia acumulada desagregada, el porcentaje de la población vacunada, la tasa de hospitalizaciones y UCI, la tasa de mortalidad o la presencia de nuevas variantes "podrán darnos una imagen mucho más precisa de la realidad epidemiológica de nuestro país contextualizando los datos de incidencia que venimos utilizando habitualmente".

La titular del Ministerio de Sanidad ha explicado que a principios del pasado mes de julio se produjo un incremento de la incidencia acumulada, sobre todo entre la población joven no vacunada. Progresivamente, otros grupos de edad que no habían completado la pauta vacunal también se vieron afectados. Sin embargo, la tendencia se empezó a revertir a finales de julio con la vacunación de los grupos más afectados y "desde entonces hemos comenzado una fase de descenso que continúa por quinta fase consecutiva". "Nos encontramos en una fase de descenso firme", ha resumido.

"Cuando olvidamos la cultura del cuidado y olvidamos que el virus sigue entre nosotros aumentan los contagios", ha advertido la ministra. "Mientras el virus siga con nosotros tenemos que encontrar el modo de convivir con él. Este reto sanitario es también social que solo podremos superar si interiorizamos la nueva cultura del cuidado", ha zanjado.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.