14 nov 2018 | Actualizado: 19:10

La privada 'suple' la caída del gasto sanitario público

Las partidas de la pública caen un 2,8% de media entre 2010 a 2014, mientras que las de la privada crece 3,8%

Evolución interanual del gasto sanitario privado y público. Fuente: Ministerio de Sanidad.
La privada 'suple' la caída del gasto sanitario público
mar 02 agosto 2016. 12.30H
Redacción
El gasto sanitario español ha evolucionado de forma desigual en los últimos cincos años. Mientras que el público ha ido decreciendo desde 2010 (con un ligero repunte entre 2013 a 2014), el privado no ha dejado de crecer en el mismo periodo de tiempo, según el informe de Sistemas de Cuentas de Salud publicado por el Ministerio de Sanidad.

En concreto, el gasto sanitario total de España ha pasado de 99.899 millones de euros en 2010 a 95.722 millones en 2014 (-4,2 por ciento). Por su parte, el gasto en la sanidad pública ha ido decreciendo a lo largo de los años (a excepción del pequeño aumento del último año), pasando de 74.987 millones de euros a 66.826 millones en cinco años, o lo que es lo mismo, un 11 por ciento menos.

El gasto sanitario privado, en cambio, ha experimentado una evolución totalmente diferente. Estas partidas no han frenado su crecimiento en los últimos cinco años: de 24.912 millones de euros en 2010, a 25.930 millones en 2011, 26.963 millones en 2012, 27.334 millones en 2013 y 28.895 millones en 2014. Esto significa que el gasto en este sector ha aumentado en 3.983 millones de euros, un 14 por ciento más.

Respecto la media anual de crecimiento, la del gasto sanitario total en el período 2010-2014 fue de un -1,1 por ciento, mientras que el público presentó una tasa del -2,8 por ciento y el privado, del 3,8 por ciento anual, según el informe de Sanidad.

Contribución de la sanidad al PIB

En cuanto a la contribución al Producto Interior Bruto, en 2014, el gasto sanitario representó un 9,2 por ciento del PIB —un 6,4 por ciento financiado con recursos públicos y un 2,8 por ciento con recursos privados—. Se trata de una cifra que no ha variado sustancialmente con el paso de los años, mientras que la de la pública ha caído en 0,5 puntos, el mismo porcentaje que ha crecido en la privada.

En relación a la población, el gasto sanitario total ha disminuido de 2.149 euros por habitante en  2010 a 2.058 euros por habitante en 2014, lo que supone un decremento anual medio del 1,1 por ciento en el quinquenio. Si se atiende por la distribución en función de la atención en salud, el gasto en servicios de asistencia curativa y de rehabilitación, que en 2014 alcanzó 55.393 millones de euros (el 58 por ciento), absorbe más de la mitad del gasto sanitario total. Tras él y muy alejado se mantiene el gasto en productos médicos dispensados a pacientes ambulatorios (21.074 millones de euros, un 22 por ciento).

Sin embargo, el peso del gasto en las principales funciones de atención de la salud ha sido desigual durante este periodo, alerta el ministerio. Mientras que los gastos en servicios de asistencia curativa y de rehabilitación y en productos médicos dispensados a pacientes ambulatorios se incrementaron 1,7 puntos porcentuales y 0,2 puntos porcentuales, respectivamente, los de servicios de  atención de larga duración y en servicios auxiliares de atención de la salud bajaron 0,3 puntos porcentuales y 0,1 puntos porcentuales, respectivamente.

Gasto sanitario según proveedor de atención de la salud

En cuanto al gasto a proveedores sanitarios, en 2014 esta cifra ascendió a 39.930 millones de euros, lo que supone el mayor porcentaje registrado en el periodo de tiempo estudiado. Los hospitales registran la mayor partida (39.930 millones de euros); seguidos de los proveedores de atención ambulatoria (24.705 millones) y los minoristas (21.073 millones).

Por último, en el último año, las Administraciones autonómicas han sido el agente que ha soportado una mayor carga en la financiación sanitaria pública (91,6 por ciento). Por su parte, las Administraciones de la Seguridad Social —que en este esquema de clasificación incluyen a las mutualidades de funcionarios (Muface, Isfas y Mugeju)— lo hicieron al 6,9 por ciento del gasto sanitario público. El menor peso recayó sobre la administración central, un 0,6 por ciento.

Acceda al informe Sistemas de Cuentas de Salud publicado por el Ministerio de Sanidad
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.