El médico español cobra el doble que el polaco pero la mitad que el francés

El salario del MIR está por debajo de la media de los países europeos contabilizados, no obstante

El médico español cobra el doble que el polaco pero la mitad que el francés
jue 30 mayo 2019. 18.40H
El informe de la Federación Europea de Médicos Asalariados (FESM, por sus siglas en francés) que se presenta este fin de semana en su asamblea semestral analiza las causas por las que los médicos migran de su país para trabajar en otro del entorno europeo, y el salario es una de las más importantes.

Las diferencias en el sueldo base (sin guardias ni complementos) de los diez países miembros que han presentado datos (a la espera de que los rezagados manden sus datos de última hora) indican que el médico especialista español se sitúa, aproximadamente en la media, llegando a cobrar la mitad de un facultativo francés pero el doble de uno que ejerce en Polonia.

No obstante, la diferencia es notable entre los residentes españoles y los del resto de la Unión Europea pues, de los países analizados, los MIR españoles son los que menos cobran de acuerdo con este documento. 

Salario medio del MIR



En Polonia, los médicos en formación cobran más que los especialistas jóvenes y veteranos


El salario medio del MIR español (sin guardias ni complementos) se sitúa en 1.150 euros mensuales, en un arco entre los 1.000 y los 1.200 euros, cuando la media europea está en los 1.460 euros, con Francia, Italia, Eslovenia y Rumanía como los países con mejor sueldo para sus residentes.

La situación cambia cuando el médico español pasa de residente a facultativo especialista. Al principio de su carrera, el salario –según los datos enviados por la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM)– alcanza los 2.400 euros mensuales (por 2.380 de media europea), mientras que la final se sitúa en los 3.000 (la media continental está en 3.150 euros).


¿Dónde se cobra más?


En este caso, España supera a Croacia, República Checa, Chipre y Polonia, si bien todavía está alejado de Rumanía (donde los especialistas cobran entre 2.500 y 4.000 euros) y, sobre todo Francia, país en que los salarios mensuales alcanzan los 5.000 euros para los médicos jóvenes y los 7.000 para los veteranos.

Curioso es el caso de Polonia. En esta nación, los médicos en formación cobran más (1.200 euros mensuales) que aquellos en ejercicio. De media: el sueldo de los especialistas jóvenes oscila entre los 700 y los 1.300 euros, mientras que el de los veteranos se mueve entre los 780 y los 1.500, pero su media está en 1.140 euros al mes.

Las cifras proporcionadas por este informe no vienen acompañadas de una explicación de las causas de esta variabilidad. Además, entre los países que no han entregado sus datos se encuentran algunos tan significativos como Reino Unido y Alemania, los mayores receptores de médicos de la Eurozona (especialmente los británicos). Pero la comparación de estos datos ayuda a comprender por qué nuestros médicos jóvenes emigran a otros territorios para ejercer.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.