Vía alternativa al confinamiento: "Podemos parar el Covid de otra forma"

Los expertos abogan por medidas restrictivas centralizadas por áreas y descartan volver a la situación de marzo

Rafael Ortí y Antonio Cabrera de León.
Vía alternativa al confinamiento: "Podemos parar el Covid de otra forma"
lun 19 octubre 2020. 20.40H
La segunda ola del coronavirus que asola Europa y España ha puesto sobre la mesa la idea de volver al confinamiento para controlar la transmisión comunitaria del coronavirus Covid-19. Una decisión del ‘todo o nada’ que han tomado de nuevo algunos países como Israel y que en España ha planteado, entre otros, el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado, quien ha hablado de “hacer una parada, durante unos días definidos”. Pero esta tendencia a un confinamiento radical similar al de marzo no está avalada por algunos expertos de Medicina Preventiva y Salud Pública.

Redacción Médica se ha puesto en contacto con Rafael Ortí, presidente de la Sociedad Española de Medicina Preventiva, Salud Pública e Higiene (Sempsph) y Antonio Cabrera de León, especialista en Salud Pública y catedrático en la Universidad de La Laguna, quiénes coinciden en que España no volverá al confinamiento de marzo. Aunque con matices, ambos auguran que el país no se va a ver implicado de nuevo en un estado de alarma aunque sí ‘sufrirá’ “de forma localizada” restricciones a la movilidad como las que ya se han dictaminado en Cataluña, Asturias o Madrid.

DIRECTO | Accede aquí a la última hora sobre el coronavirus

Aunque ambos expertos reconocen que es difícil hacer premoniciones sobre un virus como el SARS-CoV-2, recuerdan que la situación política y epidemiológica que actualmente se está viviendo puede ‘evitar’ un segundo confinamiento. “Si los semáforos que van a poner en marcha algunas autonomías se toman más en serio, y teniendo en cuenta el contexto de que la gente no quiere confinarse, podríamos para el virus de otra manera”, señala Ortí.

Para el presidente de la Sempsph, las medidas más o menos agresivas van a depender de “como reaccione la población”. En este sentido, hace un llamamiento a la sensibilización y a las campañas de concienciación “como ocurrió con las residencias de ancianos”. A modo de ejemplo, Ortí recuerda que tras la primera ola en la que los focos se centralizaron en las residencias la población ha tenido más “cuidado” y ha aprendido a “evitar brotes”.


Cabrera de León: "El semáforo que estudia Sanidad dejará a la población mensajes claros de cuándo y que deben hacer"


Por ello, Rafael Ortí llama a la administración a trasmitir con mensajes claros lo que se espera de la sociedad y las medidas a poner en marcha. Una cosa con la que coincide el profesor de la Universidad de La Laguna. De hecho, Cabrera de León va más allá y centra esa “uniformidad en el mensaje” en los condicionantes para tomar decisiones como el confinamiento. A su juicio, es necesario un semáforo como el puesto en marcha por Europa, y que ahora estudia el equipo del ministro de Sanidad, Salvador Illa, para dejar a la población un mensaje “claro de cuándo y qué deben hacer en cada momento”.

Aun así, ambos reconoce que el sistema sanitario tiene un límite y que, si se alcanza, se deberá tomar la decisión de volver a medidas híper restrictivas como en marzo. Esa gota que colma el vaso es, para Rafael Ortí, la saturación de las UCIs. “Como en la práctica de la medicina, es necesario hacer un primero un buen diagnóstico y luego dar un tratamiento”, compara el experto.

Antonio Cabrear de León insiste en que es necesario mantener una buena colaboración Gobierno y comunidades autónomas. Algo que, a su parecer, se está viviendo a “excepción de Madrid” “No es momento de grandes luchas ideológicas, sino de gestionar la epidemia con el apoyo de la ciencia y con consenso”

El especialista en Salud Pública analiza la situación actual del virus y asegura que “en el momento actual” no cree que vayamos hacia un confinamiento como el de marzo, “se tendrían que dar unas circunstancias que no se van a dar”. Pero, también, lo que sí es plausible es que, según empeore la situación por zonas, aumenten las restricciones de movilidad por áreas específicas.  Además, añade que “un confinamiento absoluto como el de marzo sería una catástrofe” porque es muy duro “socialmente, económicamente” y tiene incidencia en la salud de las personas.


"La desescalada se inició demasiado pronto"


Otra cosa en la que sí coinciden ambos es en que en España se hizo mal cuando comenzó la desescalada. Para Cabrera esto quedó latente desde el comienzo de la desescalada que “se inició demasiado pronto” porque “el Gobierno no pudo mantener el estado de alarma”. A su parecer, la respuesta de las CCAA cuando se quedaron con la gestión del Covid-19 fue “muy lenta” en aspectos como poner en marcha equipos de rastreadores y el refuerzos de la Primaria “que a día de hoy no se han llevado a cabo”.

Del mismo modo, Ortí recuerda que se tenía que haber vuelto a la fase 2 con una incidencia acumulada de 50 por 100.000. “Cuando la cosa se pone mal, se saben datos altos de incidencia y se pierde el rastreo de contagios, hay que volver atrás”, explica.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.