Especialistas en Medicina Preventiva del grupo Ribera advierten que esta doble presencia es alta y muy probable

Co-circulación de gripe y covid este invierno: riesgos y reto en Urgencias
Paciente esperando en un box de un hospital Ribera.


23 nov 2022. 13.45H
SE LEE EN 5 minutos
Especialistas en Medicina Preventiva del grupo sanitario Ribera advierten que “el riesgo de un invierno con co-circulación de covid y gripe estacional es alto, muy probable”. Con ello, asegura  José Antonio Delgado, jefe de Medicina Preventiva del Hospital Universitario del Vinalopó (Elche), “aumenta considerablemente los problemas de salud para la población vulnerable y con riesgo de sufrir enfermedades graves y, de forma directa, va a afectar al incremento de la presión en las urgencias y hospitalizaciones”.

Para Antonio Valdivia, jefe del Servicio de Medicina Preventiva del Hospital de Denia, gestionado como el del Vinalopó por el grupo sanitario Ribera, en la situación actual esta co-circulación de distintos virus respiratorios, además del covid, “hace previsible un mayor volumen de consultas por infecciones respiratorias y posibles complicaciones por infección simultánea por distintos virus en una misma persona”. Su homólogo en el hospital Ribera Povisa, Jorge Cavero, considera, por su parte, que “la intensidad de ambos virus este invierno es difícil de determinar ahora mismo, pero implicaría un nuevo reto para el sistema sanitario”. “Existe un conjunto de factores que pueden complicar el panorama: la posible circulación de cepas no incluidas en la vacuna, el cambio en la inmunidad de las personas, debido a una baja exposición al virus durante las anteriores temporadas y el actual estado de salud general de la población, que suele ser una expresión de las condiciones sociales que se viven”, asegura.

Sobre si el virus de la gripe se espera más fuerte este año, Delgado explica que un menor uso de la mascarilla y la distancia, “sumado a la falta de inmunidad por ausencia de infecciones por la gripe estacional en los años previos, pueden ser motivo de una temporada de gripe más elevada, con más casos graves”. Valdivia, por su parte, asegura que “cabe esperar que, al igual que la mayoría de los años, la composición de la vacuna de la gripe sea efectiva, tanto para evitar contagios como complicaciones graves”. Valdivia cree que la población de más edad seguirá vacunándose como hasta ahora, pero no tanto los menores de 60, en quienes, apunta, “cabe esperar un repunte más significativo de la incidencia del Covid y la gripe”. En ello influye, además, la vuelta a los colegios sin mascarillas, lo que facilita el contagio entre los niños y adolescentes y de estos, con sus familias. Además, anima a los compañeros sanitarios a ponerse las vacunas. En las dos semanas de campaña de vacunación, “se está observando una menor vacunación de gripe y covid entre sanitarios y sociosanitarios”, aunque reconoce que “todavía es pronto”.

Los síntomas actuales del covid más habitual son muy similares a una gripe o un catarro común, “aunque se observa con mayor frecuencia dolor de cabeza, y vuelve a haber pérdida del olfato y/o gusto en algunos casos”, según explica el especialista del Hospital de Denia.

Cuándo acudir al centro de salud o a Urgencias


Para intentar no saturar los centros de Atención Primaria y las Urgencias de los hospitales, sobre todo en los meses de mayor incidencia de casos de cualquiera de los virus respiratorios, los profesionales recomiendan acudir al médico en los casos en los que la fiebre alta persiste, a pesar de tomar antipiréticos, cuando haya sensación de falta de aire y opresión de pecho o abdomen, mareos persistentes, confusión, dificultad para despertarse, convulsiones, falta de orina, dolor muscular intenso, y agravamiento de la enfermedad crónica de base si la tiene. En niños, falta de interacción, deshidratación, color azulado de los labios y con menores de 12 semanas, con cualquier cuadro febril. Y siempre en el caso de personas de riesgo: trasplantados, pacientes oncológicos, con tratamiento inmunosupresor, inmunodeficiencias primarias, VIH avanzado, diálisis, fibrosis quística o síndrome de Down con más de 40 años.

Entre los factores que más influyen en la proliferación y contagio de estos virus respiratorios los responsables de Medicina Preventiva de los hospitales Ribera destacan las condiciones de temperatura y humedad relativa, “además de un mayor tiempo de contacto en espacios cerrados, lo que facilita la transmisión de distintos virus en los meses más fríos del año”. “Durante los meses de invierno, los virus respiratorios viven y se replican mejor, por eso cuando bajan las temperaturas tenemos más casos”, añaden. Además, cambios bruscos en la temperatura corporal, un mal estado físico/sanitario, enfermedades crónicas mal controladas, y una edad avanzada son la causa de que el sistema inmunitario puede tener una respuesta menos efectiva frente a la agresión de estos agentes infecciosos, matiza Cavero. Para prevenir los contagios, las recomendaciones son las que tanto se han repetido en la pandemia: llevar una higiene de manos adecuada y mantener el uso de mascarilla en zonas con riesgo (centros sanitarios o sociosanitarios, farmacias, etc), así como en lugares muy concurridos, sobre todo en espacios cerrados.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.