mié 14 noviembre 2018. 12.20H
Las nuevas tecnologías se desarrollan a un ritmo cada vez más rápido en el mundo sanitario. Tal es así, que prácticamente todos los actores del sector coinciden a la hora de señalar que "van a obligar a cambiar los modelos de pago en sanidad". Sobre ese eje temático ha rotado la jornada Acceso a la innovación farmacéutica y sostenibilidad futura del sistema sanitario, organizada por el Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (IDIS) y cuya conclusión principal ha consistido en la apuesta por un sistema de pago por valor.

El envejecimiento de la población, la cronicidad de las patologías y estas nuevas innovaciones van a disparar el coste de la asistencia sanitaria. "En siete años, se calcula que el gasto en sanidad en España crecerá entre 30.000 y 50.000 millones de euros", ha explicado Manuel Vilches, director general de IDIS, encargado de inaugurar el acto junto a Luis Mayero, presidente de IDIS.

La futura sostenibilidad del sistema sanitario pasa por la colaboración entre hospitales, aseguradoras e industria farmacéutica, por lo que el acto ha contado con representantes de cada uno. Luis Iglesias, subdirector general de Ramos Personales de SegurCaixa Adeslas ha desarrollado algunos de los retos que la innovación está poniendo encima de la mesa. "El aumento de costes asistenciales nos obliga a gestionar mejor. Las nuevas tecnologías de diagnóstico y tratamiento han aumentado el coste. Los nuevos fármacos son más eficientes pero más caros. Tenemos que saber combinar estos avances con el desarrollo del modelo de negocio. Está siendo muy difícil que las compañías adecúen el paso a la velocidad de la tecnología, como ocurre en el caso de la receta electrónica", ha explicado. 

La perspectiva de aseguradoras, hospitales y farmacéuticas


Iglesias también ha destacado la necesidad de mantener una "buena relación entre la sanidad pública y la privada. Últimamente hay corrientes que están dificultando ese entendimiento y se olvida que la sanidad privada no es una amenaza para la pública. La gestión de la salud es tarea de todos". Desde el punto de vista de los hospitales, David Baulenas, director médico de Vithas, ha señalado que vivimos tiempos de "innovación acelerada. Los productos aparecen con más frecuencia y con muchísima velocidad".

Para enfrentarse a esta situación, Baulena ha recomendado "pensamiento crítico, trabajar en equipos y por resultados, colaborar en red, ser ágiles para adaptarse, fomentar la iniciativa y el emprendimiento de los profesionales, informarse al día, mucha curiosidad e imaginación". Bajo su punto de vista, "se está trabajando con estructuras del siglo XIX, con profesionales del XX y tecnología del XXI".

La primera ronda de intervenciones ha sido cerrada por Federico Plaza, director de Government Affairs de Roche, quien ha destacado que "el 70 por ciento del aumento de la esperanza de vida es imputable a los medicamentos". En el sector de la industria farmacéutica, ha explicado, el avance de los fármacos de Medicina de Precisión es imparable: "Más del 40 por ciento de medicamentos aprobados por la EMA son de precisión y más de la mitad de los fármacos en desarrollo clínico son de este tipo". Respecto al reto de la sostenibilidad, ha apuntado que "la inversión para un fármaco que va a pocos pacientes es la misma que para el que va a muchos, lo que obliga a las farmacéuticas a agilizar el proceso de innovación. Tenemos que buscar modelos distintos de los convencionales. Esquemas más flexibles basados en resultados o en valor". 

"El precio de los medicamentos no es el problema"


En la segunda mesa, José Ramón Luis Yagüe, director de relaciones con las CCAA de Farmaindustria, ha incidido en este aspecto. "El coste total de la enfermedad es lo que reducen los nuevos medicamentos. Esa es lo cuenta que hay que hacer. El problema no es el precio de los fármacos. Tenemos que empezar a hablar de pago por valor, pago por resultados en salud y ver en qué medida un medicamento genera ahorros directos al sistema". Solventado este punto, Yagüe se ha mostrado optimista en cuanto al reto de la sostenibilidad: "La UE tiene estudios con diferentes previsiones de gasto en sanidad hasta 2060, aquí no se va a hundir nada".

Por otra parte, Nerea Moyano, coordinadora de Proyectos Territoriales de Quirónsalud ha hecho hincapié en las dificultades económicas que afrontan hoy en día los hospitales privados: "Tenemos que cumplir nuestros objetivos presupuestarios, pero el gasto que generan los pacientes externos y los nuevos medicamentos es excesivo. Hay recursos que usábamos para otras cosas que los estamos dedicando al fármaco. Es necesario crear fórmulas innovadoras con la industria". La subdirectora médica de Asisa, Gema Cancela, ha apostillado que "el coste es muy importante, pero que también es necesario concienciar a la sociedad de que la sanidad no es gratuita".

La jornada ha concluído con unas palabras de Adolfo Fernández-Valmayor, secretario general del IDIS, y con sendas intervenciones de Adolfo Ezquerra, director general de Inspección y Ordenación de la Comunidad de Madrid y de Teresa Chavarría, directora general de Planificación, Investigación y Formación de la Consejería de Sanidad de Madrid. 

Aspecto de la sala en la Jornada Acceso a la innovación farmacéutica y sostenibilidad futura del sistema sanitario.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.