Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 14:10
Especialidades > Pediatría

Leche infantil infectada: 4 cadenas comerciales la vendían tras su retirada

Solo entre Carrefour y Leclerc, más de 1.500 unidades

La entrada de una tienda de Carrefour.
Leche infantil infectada: 4 cadenas comerciales la vendían tras su retirada
Redacción
Jueves, 11 de enero de 2018, a las 16:40
Algunas de las cadenas de supermercados más grandes de Francia, como Carrefour, Leclerc, Auchan (Alcampo en España) y Système U, han reconocido que vendieron varias unidades de leche infantil de Lactalis afectadas por la alerta de contaminación por salmonelosis después de que se ordenara su retirada.
 
Carrefour ha admitido que vendió unos 434 unidades de producto afectadas por la contaminación, Leclerk unos 984 y Auchan unas 52, después de que se diera la alarma por la salmonella. “Cometimos errores al igual que todas las grandes compañías de distribución”, ha argumentado Thierry Desouches, portavoz de Système U (qué vendió 384 latas) quien ha asegurado que el volumen de producto que se ha vendido solo reportó un margen de 300 euros. “¿Arriesgaríamos nuestra imagen por una cantidad tan irrisoria?
 
Entre las marcas que Lactalis vende en el extranjero y que se han visto afectadas están Picot, Milumel y Taranis. Ante esta situación, la Agencia Francesa de Protección al Consumidor (Dgccrf, por sus siblas en francés) ha llevado a cabo más de 2.000 controles de la leche infantil de esta compañía.
 
El escándalo ha tenido un efecto casi inmediato en el futuro económico de Lactalis, que ha anunciado el despido temporal de 250 trabajadores, al haber tenido que detener la producción en la fábrica donde se localizó la contaminación. Además, podría dañar sus intereses en China, donde los consumidores son muy sensibles ante este tipo de alertas después del escándalo de leche materna contaminada con melanina de 2008.
 
Situación en España
 
Como ya ha contado Redacción Médica, esta crisis de la salmonelosis también ha afectado a España. Lactalis ha retirado del mercado español una treintena de lotes de sus fórmulas infantiles para lactantes “como medida de precaución, al estar fabricados en la misma línea de producción que los lotes de las marcas francesas afectadas”, tal y como afirman. En concreto, los productos que estarían perjudicados pertenecen, de mayor a menor volumen, a las marcas Damira (como Damira 2000, Damira Arroz Hidrolizado, Damira Pro 1, Damira Pro 2, Damira Pro 3, Diarical y Lactodamira 2000); Puleva (Puleva Bebé 1, Puleva Bebé 2 y Puleva Bebé 3); así como de Sanutri (Sanutri Digest, Sanutri Natur 2 y Sanutri Preterm).