23 de junio de 2018 | Actualizado: Sábado a las 13:30
Especialidades > Neumología

Mejorar la comunicación entre neumólogos, clave para tratar el asma grave

El presidente del 51º Congreso de Separ ha explicado los objetivos que persigue su Comité de Asma Grave

Borja García-Cosío, impulsor del Comité de Asma Grave.
Mejorar la comunicación entre neumólogos, clave para tratar el asma grave
Jesús Arroyo
Joana Huertas
Jueves, 31 de mayo de 2018, a las 16:50
El asma grave afecta al 5 por ciento de los pacientes con asma. Un tratamiento que tiene un coste muy elevado y afecta la calidad de vida de los pacientes. Ante este escenario se ha creado el Comité de Asma Grave, una iniciativa pionera impulsada en las Islas Baleares, que busca seleccionar a los pacientes con asma grave que necesitan un tratamiento biológico basándose en criterios clínicos y en la eficiencia económica del tratamiento. 

Borja García-Cosío, impulsor de esta iniciativa desde el Hospital Universitario Son Espases de Palma.

“Determinar qué pacientes necesitan estos tratamientos y quiénes no desde el punto de vista clínico es fundamental, puesto que las terapias biológicas tienen un alto coste para el sistema sanitario público”, ha destacado Borja García-Cosío, presidente del 51º Congreso SEPAR e impulsor de esta iniciativa desde el Hospital Universitario Son Espases de Palma.

En este sentido, García-Cosío, que tiene una Unidad Especializada de Alta Complejidad acreditada donde se trata el asma grave, ha contabilizado que “el gasto mensual de este tratamiento acarrea un coste aproximado de 1.000 euros sobre cada dosis y, al menos, estos pacientes necesitan una dosis al mes para controlar su asma grave, lo que supone un coste anual de 12.000 euros para la sanidad pública por paciente”.

Dicho comité, se trata de una iniciativa pionera en España, que ya ha merecido un premio del Servicio de Salud de las Islas Baleares (IbSalut) como iniciativa innovadora. Este Comité está formado por neumólogos expertos en el manejo del asma grave que representan a todos los hospitales de la comunidad balear, y que cuenta con la colaboración de todo el equipo humano del hospital. 

Procedimiento de acción

El comité se reúne una vez al mes por videoconferencia y revisa todas las pruebas de los pacientes con asma grave candidatos a recibir un tratamiento biológico y “toma una decisión al respecto, centralizada, consensuada y basada en criterios clínicos, que permiten seleccionar mejor a los pacientes que necesitan estos tratamientos y monitorizarlos de forma más eficaz”.

¿Pero por qué no se traslada este formato al resto de comunidades autónomas? "El resto de CCAA se rigen por distintos sistemas para autorizar el tratamiento biológico y dependen, o bien de la dirección de cada hospital o de un representante institucional del servicio de salud autonómico correspondiente. Alrededor del 6 por ciento de todos los pacientes asmáticos padecen un asma grave, pero no todos necesitan tratamientos biológicos".

Para tomar nota


"Determinar qué pacientes necesitan estos tratamientos y quiénes no desde el punto de vista clínico es fundamental, puesto que las terapias biológicas son muy costosas"


Borja García-Cosío ha enumerado varias ventajas que tiene la creación de un comité del Asma Grave en los hospitales españoles. Por un lado, “las decisiones se toman de forma centralizada y consensuada por parte de todos los neumólogos expertos en asma y representantes la Farmacia Hospitalaria que lo integran. Además, este comité realiza un seguimiento de la respuesta a estos nuevos tratamientos”.

También, “resulta beneficioso para la salud de los pacientes la aplicación de este protocolo, puesto que el Comité se guía por indicaciones estrictamente clínicas y tiene como objetivo mejorar el bienestar de los enfermos con asma grave”.

Por último, en la aplicación del comité “se racionalizan los recursos públicos al seleccionar mejor a los pacientes candidatos”.