18 nov 2018 | Actualizado: 14:30

Ocrelizumab incrementa el control de dos formas de esclerosis múltiple

La terapia de Roche logra estos resultados en datos clínicos y resonancia magnética

Severin Schwan, presidente de Roche.
Ocrelizumab incrementa el control de dos formas de esclerosis múltiple
mié 14 septiembre 2016. 16.10H
Redacción
Roche ha anunciado resultados del análisis de tres estudios fase III en pacientes con esclerosis múltiple remitente recurrente (EMRR) y esclerosis múltiple primaria progresiva (EMPP). Estos datos se han presentado  en  el 32º Congreso del Comité Europeo para el Tratamiento e Investigación en Esclerosis Múltiple (ECTRIMS, por sus siglas en inglés) que estos días se celebra en Londres (14- 17 de septiembre).
 
La terapia experimental ocrelizumab mostró un incremento del control de la enfermedad, en dos formas de Esclerosis Múltiple (EM) en dos análisis diferentes. En estos análisis se utilizaron dos variables para medir el control de la enfermedad, a partir de la combinación de los resultados clínicos y de la resonancia magnética (RM): “No Evidencia de Actividad de la Enfermedad” (NEDA) en pacientes con EMRR y “No Evidencia de Progresión” (NEP, por sus siglas en inglés) en pacientes con EMPP. Este tipo de variables se están convirtiendo en nuevos objetivos terapéuticos.
 
Un análisis de los datos NEDA obtenidos en los estudios fase III Opera I y Opera II comparó la “No Evidencia de Actividad de la Enfermedad” durante diferentes períodos en los más de dos años de estudio. Se considera que un paciente alcanza la situación de NEDA cuando no experimenta recaídas, no presenta progresión de la discapacidad y tampoco se aprecian nuevas o dilatadas lesiones, ni por medio de contraste gadolinio en la RM. Los resultados muestran que ocrelizumab aumentó significativamente el número de pacientes con EMRR que alcanzaron una situación de NEDA, hasta un 75 por ciento, en comparación con interferón beta-1a durante 96 semanas (0-96 semanas, p < 0,0001). Asimismo, en comparación con interferón beta-1a, esta terapia incrementó significativamente la proporción relativa de pacientes que lograron esta situación de NEDA en un 33 por ciento en las semanas 0-24 y en un 72% en las semanas 24-96 (ambos p < 0,0001).  La mayoría de los pacientes alcanzaron NEDA en las primeras 24 semanas de tratamiento con Ocrelizumab (60,8 por ciento). Este porcentaje aumentó al 72.2 por ciento durante las semanas 24-96 del estudio.
 
Para el profesor Gavin Giovannoni, miembro del Comité Director Científico de los estudios Opera I y II y presidente de la Cátedra de Neurología en Barts y en la Facultad de Medicina y Odontología de Londres, "lograr lo antes posible el control clínico y subclínico de la actividad de la enfermedad es un objetivo terapéutico importante para las personas con esclerosis múltiple. Estos nuevos datos sugieren que ocrelizumab tiene un impacto considerable en la evolución de la enfermedad y que podría cambiar la forma de enfocar el tratamiento en ambos tipos de esclerosis".
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.