SEDISA considera que esta Incapacidad Temporal no afectará al funcionamiento del Sistema Nacional de Salud

Reparto de tareas en cada unidad para suplir bajas por regla dolorosa
José Soto Bonel, presidente de SEDISA.


13 may 2022. 09.00H
SE LEE EN 4 minutos
Las bajas por regla dolorosa que está estudiando el Gobierno no alterarían el funcionamiento del Sistema Nacional de Salud (SNS). Así lo aseguran desde Sociedad Española de Directivos de la Salud (SEDISA), quienes consideran que al ser una baja corta de tres días se podría suplir mediante una reasignación de tareas temporal entre los trabajadores del mismo servicio sanitario y bajo “ningún concepto” se debería paralizar la atención sanitaria.

“Las bajas por regla dolorosa podrían afectar en cuanto a la necesidad de cubrir las ausencias, pero respecto a la atención a los pacientes es el directivo quien tiene que buscar soluciones para que no afecten mediante una reasignación de tareas con el resto de los trabajadores del servicio”, asegura José Soto Bonel, presidente de SEDISA.

El también director gerente en Hospital Clínico San Carlos entiende que al ser una baja de pocos días no tendría que tener consecuencias “más allá de lo necesario” siempre que desde la dirección se aporten alternativas. “Sería como un fin de semana largo. Mal lo tendríamos que hacer para que afectase tanto al Servicio como para no poder atender a los pacientes. Eso sería un tema censurable y francamente grave. Llegar a suspender actividad sería impropio de nuestra labor”, asegura el dirigente, quien pone el siguiente ejemplo: “Si da la baja una persona que trabaja en una planta de hospitalización donde hay 13 enfermeras, se podría repartir una o dos consultas a cada una de ellas”.

Sin necesidad de contratar a personal para suplir la baja por regla dolorosa


El presidente de SEDISA entiende que desde el punto de vista organizativo, siempre que hay derecho a ello, el directivo debe pensar cómo se va a suplir esa ausencia porque las plantillas de los hospitales tampoco se han diseñado para que “sobre personal”, ya que sería un “derroche de recursos”.

“En las plantillas tenemos a los profesionales justos y necesarios. Cada vez que alguien está de baja laboral tenemos que pensar cómo lo cubrimos. Depende de que especialidad sea, tanto de Medicina como Enfermería, habrá más o menos dificultades para cubrirlas. Ahí hay que alcanzar acuerdos con los trabajadores para buscar soluciones”, apunta Soto Bonel.

En ese sentido, descarta la contratación temporal de personal al tratarse de un periodo muy corto. “Si fuera ya de 15 días o un mes, tendríamos que contratar a alguien inmediatamente. Sin embargo, estamos hablando de unos pocos días, por lo que no tendría que afectar más de lo necesario”, explica el gestor sanitario.

Apoyo médico a las bajas por regla dolorosa


La medida de las bajas laborales por regla dolorosa está incluida en la nueva ley del aborto que el Ministerio de Igualdad planea llevar el próximo martes 17 de mayo al Consejo de Ministros para su aprobación. En ella se recoge que la mujer trabajadora que demuestre mediante un certificado médico de carácter anual que padece reglas muy dolorosas e incapacitantes y le impidan el desempeño de las funciones ordinarias del trabajo diario, tiene derecho a abstenerse de trabajar un máximo de tres días. Un periodo de tiempo que podría ser prorrogable a otros dos días más si así los justifica un médico.

Cabe recordar que, como ya contó Redacción Médica, tanto Ginecología como Medicina de Familia están a favor de la creación de esta Incapacidad Temporal. “Me parece una idea perfecta porque la dismenorrea está catalogada como enfermedad y tiene su código en el CIE-9 y CIE-10 (Clasificación Internacional de Enfermedades), que es lo que usamos para la ratificación de los diagnósticos, y como tal enfermedad si una paciente necesita una baja médica habría que dársela”, aseguraba a este diario María del Rosario Blasco Martínez, coordinadora del Grupo de Trabajo Atención a la Mujer de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (Semergen).
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.