El primer movimiento es pedir cita al Servicio de Prevención de Riesgos Laborales para notificarlo

Soy MIR y estoy embarazada: ¿Qué pasos tengo que seguir para pedir la baja?


22 oct 2021. 09.00H
SE LEE EN 2 minutos
Las redes sociales se han convertido en una herramienta de información, debate y denuncia para los MIR, donde tratan y comparten todo tipo de cuestiones que repercuten en sus condiciones laborales. Uno de los perfiles más activos en las plataformas es el de Sheila Justo, presidenta del Sector Médicos Jóvenes y MIR de la Asociación de Médicos y Titulados Superiores de Madrid (Amyts), quien recientemente ha compartido cómo actuar correctamente en caso de que una residente se quede embarazada. Un estado que, según Justo, “no debe suponer menoscabo económico”.

Según las indicaciones de Justo, el primer paso que debe dar una residente en estado de gestación es pedir cita al Servicio de Prevención de Riesgos Laborales para notificarlo. “Ha cambiado tu situación, ahora es especialmente sensible y hay que evitar riesgos”, recomienda.

Este servicio se encargará de hacer una evaluación específica del riesgo del embarazo de la residente en su entorno de trabajo, cuyo estado de salud puede verse afectado por agentes biológicos como el Covid-19, las guardias, la nocturnidad o los turnos prolongados. Otros aspectos a tener en cuenta pueden ser las radiaciones ionizantes, los agentes mecánicos o los riesgo de contusiones en el abdomen.

¿Se adaptará mi puesto de trabajo?


Por otro lado, el Servicio de Prevención de Riesgos Laborales tendrá que redactar un informe de recomendación para la adaptación puesto de trabajo durante el embarazo. Por ejemplo, se puede recomendar la exención de guardias, turno prolongado y nocturnidad por riesgo durante la gestación.


En cuanto a la exención de guardias, Justo remarca que las residentes recibirán un promedio de guardias de los últimos seis meses. En este sentido, subraya que si la médico residente se reduce ella misma las guardias no percibirá dicho complemento. “Siempre hay que notificar a Prevención de Riesgos Laborales”, insiste.

“En caso de bajas relacionadas con el embarazo, debemos informar a la empresa de esta relación, pero no tiene por qué saber el motivo de la baja, ya que también nos corresponde el promedio de guardas”, finaliza Sheila Justo, que recuerda que el embarazo no debe suponer menoscabo económico.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.