11 de diciembre de 2017 | Actualizado: Lunes a las 19:10
Conocimiento > Formación

Las especialidades que buscan 'hacer historia' en el MIR 2017

Algunas disciplinas intentarán romper las estadísticas y captar a los residentes con los números más altos

Acto de asignación de plazas MIR.
Las especialidades que buscan 'hacer historia' en el MIR 2017
José A. Puglisi
Viernes, 14 de abril de 2017, a las 11:00
Un sondeo MIR. Así puede ser considerado el acto de asignación de plazas, donde los futuros especialistas del Sistema Nacional de Salud (SNS) revelan qué especialidades son las más cotizadas año tras año en la formación sanitaria especializada. Un proceso que, si bien tiene por protagonistas a Cardiología y Cirugía Plástica, también se percibe cómo otras disciplinas aceleran el paso y comienzan a agotar sus vacantes con números de orden más altos.

Uno de los ejemplos más claros recae sobre Medicina Preventiva y Salud Pública. En la última convocatoria se percibió un interés por escoger la disciplina en los aspirantes con números de orden más altos de lo habitual, un escenario que alegró a la Asociación de Residentes de Medicina Preventiva y Salud Pública (ARES), quienes habían realizado una campaña para captar el interés de los futuros MIR. Para este año, el viento les sopla a favor, ya que Carlos Fernández Escobar, el cuarto mejor candidato de la convocatoria 2016-2017, utilizará su número de orden para acceder a la residencia de Salud Pública.

Otro gran reto recae sobre Medicina Familiar y Comunitaria. La especialidad ha logrado aumentar el número de residentes que la escogen entre las primeras 500 plazas durante las últimas cinco convocatorias. La especialidad ha comenzado, desde el año 2010, una tendencia creciente que ha reafirmado en la última convocatoria, por lo que se ha pasado de un representante en el ‘top 500’ a un total de nueve.

Específicamente, la especialidad ha pasado de un aspirante en la convocatoria 2010-2011 a tres un año después, una tendencia positiva que ascendió un peldaño más entre 2012-2013, al sumar cuatro MIR entre los primeros 500. En las dos convocatorias seguidas registraron cinco y ocho candidatos, respectivamente. Finalmente, en 2016 suman nueve y alcanza el punto más alto de la evolución. Ahora el reto está en lograr, al menos, 10 residentes durante el primer día del acto de asignación de plazas MIR.