Redacción Médica
23 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 20:00
Política Sanitaria > Farmacia

Aguilar: "Las amenazas al modelo español de farmacia van a existir siempre"

El nuevo presidente de la PGEU desgrana a 'Redacción Médica' los principales desafíos que va a afrontar en su mandato

Jesús Aguilar, presidente de la PGEU y del Consejo General de Farmacéuticos.
Aguilar: "Las amenazas al modelo español de farmacia van a existir siempre"
Lunes, 01 de enero de 2018, a las 19:00
Jesús Aguilar estrena 2018 con un nuevo cargo. El primer espada del Consejo General de Farmacéuticos es, desde este 1 de enero, presidente de la Agrupación Farmacéutica Europea (PGEU, por sus siglas en inglés). En la entrevista concedida a Redacción Médica, desgrana los retos que esperan a la farmacia de la UE y los planes que quiere llevar a cabo al frente de la organización, entre los que destacan la actualización del libro blanco de la farmacia europea y que la directiva del test de proporcionalidad llegue a buen puerto. 

¿Qué desafíos tiene la farmacia europea por delante este 2018?

Son varios. El primero es uno en el que llevamos trabajando desde hace tiempo, que es la directiva del test de la proporcionalidad. Está en fase de trílogos, que empieza a primeros de año y coincide con el cambio de presidencia en la Comisión Europea, que queda en manos de Bulgaria.

Además, en 2019, la PGEU va cumplir 60 años. Para entonces, queremos renovar el libro blanco de la farmacia de toda europa. Otro de los puntos que tenemos en la agenda para este año es el tema de las resistencias antimicrobianas. Queremos trabajar mucho en el aporte que podamos hacer desde las farmacias para combatir este problema. Todas los sectores tenemos que mejorar, y nosotros tenemos que evitar que haya ni una sola dispensación de antibiótico sin receta médica.

¿La lucha contra las resistencias antimicrobianas son una asignatura pendiente para la botica?

No, porque los datos que manejamos indican que se ha mejorado y avanzado de manera exponencial. En el mundo de las resistencias microbianas influyen muchos factores y muchos agentes. En la medicina, los antibióticos no se trabajan por kilos, algo que sí ocurre en el mundo de la veterinaria. Pero todos tenemos nuestro granito que aportar, aunque en kilogramos podamos parecer una parte insignificante en todo el problema. Debemos seguir trabajando en ello.

Otro asunto que abordaremos en este año es que los medicamentos siempre deben estar en las farmacias. Estamos viendo cómo en distintos países de Europa varios fármacos que se habían sacado del canal de las farmacias han tenido que volver por distintos tipos de problemas. Incluso está sucediendo que a estos fármacos fuera del canal de la farmacia se les ha bajado las dosificación por abuso de los mismos. Es necesario que los medicamentos estén siempre en las farmacias. También nos vamos a enfocar en la aplicación de la directiva de medicamentos falsificados. 


"Es necesario que los medicamentos estén siempre en las farmacias"


¿Es posible combinar los intereses de los modelos farmacéuticos europeos, tan diversos y diferentes entre sí? ¿Apuesta por una homogenización comunitaria?

Nuestro reto y objetivo no es que haya un único modelo en Europa. Cada uno tiene su modelo por sus características, diversidades, culturas... No va a ser uno de mis objetivos, ni muchísimo menos.

Los intereses son distintos porque los países, también, son distintos. Si hablamos en términos de farmacias, España suma tantas como 10 países de la UE. No me vale el uno a uno. Además, los sistemas sanitarios y las prestaciones farmacéuticas son distintas. No nos tenemos que rasgar las vestiduras en este tema. El sistema de protección universal que hay en España no existe en otros países de Europa.

Tiene que haber unos criterios comunes, pero estos son compartidos entre todos los países. Por ejemplo, la preocupación por las resistencias microbianas se comparte, igual que la de que los medicamentos estén siempre en las farmacias. Trabajaremos en todo esto.

¿Qué conceptos se quieren trasladar al libro blanco de la farmacia europea que acaba de mencionar?

Ya hay un libro de estas características hecho hace tiempo, durante la presidencia francesa de la PGEU. Yo quiero retomarlo. Este es un documento de hace más de 10 ó 12 años, y la fotografía de la farmacia europea es muy distinta. Creo que todos estamos en un cambio de roles, de adecuación a la atención que necesitan los ciudadanos. Además, también hay que analizar la importancia que tienen los 400.000 establecimientos farmacéuticos que hay en toda Europa y que son un ejemplo para el resto de los continentes del mundo.

¿Qué espera la farmacia de la negociación que van a iniciar la Comisión Europea y el Europarlamento sobre el test de proporcionalidad?

Esperamos que los acuerdos que se han tomado en sede parlamentaria se lleven al documento. Estas son nuestras sensaciones, pero la política europea es muy compleja. Las posiciones de todas las comisiones parlamentarias que se han ido pronunciando ha sido esa. Y está el texto que ha salido aprobado por 33 eurodiputados contra dos (para el reconocimiento de un estatus especial del profesional sanitario ante la norma). No tenemos por qué pensar que las cosas van a ser distintas, pero en la política europea hay que estar muy pendientes de que todo llegue a buen puerto. Incluso podemos mejorar lo que hay.


"La homogenización de los modelos farmacéuticos europeos no va a ser uno de mis objetivos"


¿Es el test de proporcionalidad la última amenaza liberalizadora, por así decirlo, al modelo español de farmacia?

Las amenazas, como las que usted comenta, van a existir siempre porque hay capital que quiere otra manera de entender la vida, igual que hay políticas distintas a las de universalidad y de prestación sanitaria y farmacéutica que tenemos en España. Abordar el desafío que supone el test de proporcionalidad no es sino otro paso más hacia cómo deben ser y cómo queremos, no solo los farmacéuticos sino el Estado, que sean los servicios sanitarios y farmacéuticos en nuestro país.

Lo de las amenazas... Esto es un tema que es recurrente. Los intereses económicos existentes seguirán existiendo. Hay quienes quieren trabajar por tener una prestación como la que tenemos nosotros y hay intereses que quieren trabajar en otro tipo fórmulas.

La Dirección General de Salud de la Comisión Europea considera que las profesiones sanitarias tienen que ser más flexibles en sus competencias. ¿Considera que están preparadas para este cambio?

Las profesiones sanitarias cada vez que se sientan llegan a estupendos acuerdos. Hay mucho: “yo creo, yo pienso...”, pero esto no se ajusta a la realidad cuando estos interlocutores se sientan. Creo que hay que respetar los marcos competenciales, pero tengo muy claro que los responsables de marcar legalmente cómo tiene que ser todo esto son los estados miembro. Me parece bien lo que dice la Dirección General, pero me gustaría más iniciativa por parte de quienes apoyan estos temas para que haya una mayor colaboración entre profesiones sanitarios, porque los que están en los poderes públicos tienen mucha responsabilidad en todo esto.