Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 19:45

Tensa reunión de la Mesa Sectorial por el desencuentro entre los sindicatos

SAE se adhiere al acuerdo alcanzado entre CESM y CSI.F con Carretero

Domingo, 11 de noviembre de 2012, a las 13:13

Ricardo Martínez Platel / Redacción
La reunión de la Mesa Sectorial ha servido para que CESM y CSI.F informaran al resto de sindicatos del protocolo de intenciones firmado con la Gerencia del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam) para que no se apliquen los ajustes salariales recogidos en los presupuestos para 2013 a cambio de que los facultativos hagan un mayor esfuerzo para adecuar sus actuaciones con el objetivo de conseguir una mayor eficiencia del sistema. La cita ha sido tensa, ya la mayoría de formaciones no ha aceptado el acuerdo, según ha asegurado José Luis Grau, secretario general de CESM de Castilla-La Mancha, a Redacción Médica.

José Luis Grau.

Grau considera que "hay que evitar recortes para todo el personal estatutario, implicando al médico en la gestión y esta sería la primera vez que se tiene en cuenta a los facultativos, que podrían decir lo que es o no imprescindible". El acuerdo no se ha votado porque "no es obligatorio hacerlo" y tampoco se ha desarrollado, algo que queda pendiente para futuras citas. Por su parte, Carmen Campoy, de UGT, ha explicado que su organización sindical ha dejado claro al gerente del Sescam, Luis Carretero, que no se puede llevar a cabo ningún protocolo de intenciones que no salga previamente de la mesa de negociación y ha anunciado que si finalmente se hace efectivo, UGT emprenderá las acciones legales oportunas.

Campoy considera que lo que propone el Sescam "enfrenta" a los trabajadores y a los usuarios porque pretenden que los sanitarios sean los responsables de la viabilidad del Servicio de Salud. El que sí se ha sumado al protocolo es el Sindicato de Auxiliares de Enfermería (SAE). Así lo ha anunciado a su secretaria autonómica, Concha Franco, que ha explicado que fue este jueves cuando SAE decidió acogerse al acuerdo después de negociar durante varios días con el Sescam y de que éste hubiera aceptado las alegaciones que ha hecho el sindicato al mismo. Las alegaciones del Sindicato de Auxiliares de Enfermería pasarían, según Franco, porque no se produzcan más despidos en este estamento y porque a partir de ahora el colectivo se una a los grupos de trabajos creados en los hospitales para decidir cómo se puede ahorrar.