Redacción Médica
18 de julio de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 18:30

Decálogo de los sanitarios catalanes ante el 27-S

Creen que Cataluña debe disponer “plenamente de las estructuras y los recursos necesarios para diseñar y financiar de manera justa y adecuada” la sanidad

Miércoles, 09 de septiembre de 2015, a las 11:26
Redacción. Barcelona
La cercanía de la convocatoria electoral del 27 de septiembre en Cataluña y las consecuencias que puedan tener los resultados de estos comicios en la sanidad regional han llevado a los profesionales sanitarios a unirse y elaborar un decálogo “por la defensa y mejora de una sanidad pública de calidad y universal”.  

Jaume Padrós, presidente del Consejo de Colegios de Médicos de Cataluña.

En concreto, el decálogo lo firman los Consejos de Colegios de Médicos, Enfermeras, Farmacéuticos, Veterinarios, Odontólogos y Estomatólogos, así como los Colegios de Psicología, Fisioterapeutas y Podólogos de Cataluña. Y les respalda, dicen, la confianza que en ellos han depositado los ciudadanos.

Su objetivo es proteger a Cataluña, “uno de los países que registra mejores resultados en el ámbito sanitario”. Para ello proponen al conjunto de candidaturas que se presentan a estos comicios que la autonomía disponga “plenamente de las estructuras y los recursos necesarios para diseñar y financiar de manera justa y adecuada su sanidad”.

A su juicio “la sanidad pública catalana ha de poder mantener su sostenibilidad sin perder la alta calidad asistencial, docente y de investigación y establecer con el máximo consenso un proyecto de futuro con los recursos adecuados generados por sus ciudadanos”.

Consideran que no se puede mantener la disminución de recursos y que se deben poner “las necesidades de la persona atendida y de su entorno en el centro de la acción, teniendo en cuenta todos los recursos asistenciales públicos del territorio, con independencia de su titularidad”.

De igual manera opinan que es “imprescindible disponer de herramientas de evaluación independientes y una sistemática organizativa basada en la transparencia y el rendimiento de cuentas y la simplificación burocrática”.

Potenciar la relación entre profesionales, fomentar su liderazgo y autonomía; hacer más efectiva la relación entre niveles asistenciales; impulsar la formación, la investigación y la innovación son otras de las propuestas incluidas en el decálogo.

Asimismo, creen fundamental que se preserve “la singularidad y diversidad” de su modelo sanitario”. Y que no se utilice la sanidad como herramienta de confrontación partidista.

Para terminar, los profesionales sanitarios aseguran que el sistema está preparado “como ningún otro para asumir los retos de excelencia en todos los ámbitos que plantea el nuevo espacio político dentro del marco europeo”. Y para ello “trabajaremos y colaboraremos de manera ilusionada, comprometida y decidida”. 

ENLACE RELACIONADO

Acceda al Decáologo  (09/09/2015)