Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 19:05
Martes, 27 de noviembre de 2012, a las 17:20

Redacción. Ciudad Real
El delegado de la Junta de Comunidades en Ciudad Real, Antonio Lucas-Torres ha mantenido un encuentro con el presidente del Colegio de Farmacéuticos de Ciudad Real, Julián Creis, a quien ha trasladado que para el Gobierno Regional es una prioridad el mantenimiento y la viabilidad de las farmacias rurales. Así, Lucas-Torres ha reconocido “el papel fundamental de colaboración y coordinación con la Administración nacional y autonómica” de los colegios de farmacéuticos.

Antonio Lucas-Torres y  el presidente del COF Julián Creis.

Lucas-Torres ha escuchado las preocupaciones de los farmacéuticos y ha recordado que desde el Gobierno regional “somos conscientes de que la atención continuada en el medio rural necesita una modificación, y estamos trabajando en ese sentido en una reforma de la normativa de guardias”.

El  delegado ha asegurado que “la actual regulación que tenemos está obsoleta, no beneficia a los pacientes y supone una pesada carga para el farmacéutico rural. Así, les ha transmitido un mensaje de tranquilidad: “Mejoraremos la situación actual, simplificando procedimientos y potenciando la colaboración de los colegios profesionales”. En ese sentido, el texto señala que el delegado ha insistido en que “se adoptarán las medidas necesarias para evitar que los farmacéuticos abandonen el medio rural”.

Lucas-Torres ha valorado que fue a principios de 2012, cuando esta comunidad aprobó un decreto que mejora el margen de dispensación en las farmacias rurales de menor facturación y en los núcleos de población inferiores a mil habitantes,. El delegado de la Junta ha asegurado que el Gobierno de Castilla-La Mancha estudiará la propuesta del Colegio de Farmacéuticos y dará “la mejor respuesta para garantizar el futuro de un servicio primordial para nuestros municipios”.