Redacción Médica
22 de julio de 2018 | Actualizado: Sábado a las 20:00

La incidencia del sobrepeso en la población infantil se reduce del 42 al 25 por ciento

Entre los niños que no participaron en la campaña el índice de sobrepeso era del 32%

Martes, 12 de junio de 2012, a las 19:22

Redacción. Pamplona
Una campaña del Gobierno de Navarra para prevenir de prevención de la obesidad infantil, basada en el ejercicio y la alimentación adecuada, ha demostrado ser una herramienta eficaz para reducir los índices de sobrepeso entre los niños y niñas navarros. Fruto de las actuaciones realizadas entre 2006 y 2011 en cuatro centros escolares piloto, se advierte que los 195 escolares de Primaria que toman parte en ella son más delgados que la media de niños navarros de su edad. En concreto, el porcentaje del alumnado con obesidad o sobrepeso era del 42 por ciento cuando tenían 6 años, y descendió al 25 por ciento cuando cumplieron los 12.

Elena Torres, consejera de Política Social.

Por el contrario, en el conjunto de los niños navarros de esas edades que no participan en la campaña, el índice de sobrepeso era del 32 por ciento cuando tenían 6 años, y del 36 cuando tenían 12.
Para revertir esta tendencia en la Comunidad foral, el Gobierno de Navarra puso en marcha en 2006 en cuatro centros piloto (Colegio Público de Iturrama, Colegio San Ignacio y Colegio Ursulinas, los tres de Pamplona; y el Colegio Público Lorenzo Goicoa de Villava), la campaña “Juega, come y diviértete con Tranqui”.

Así lo ha explicado la consejera de Política Social, Igualdad, Deporte y Juventud, Elena Torres Miranda, quien ha presentado el balance de esta campaña que ha llevado a cabo el Gobierno de Navarra, a través de los Departamento de Política Social, Igualdad, Deporte y Juventud; Salud, y Educación. Han acompañado a la consejera en este acto el director general de Recursos Educativos, Iñigo Huarte; la directora general de Salud, Cristina Ibarrola; y el director del Centro de Estudios, Investigación y Medicina del Deporte, Esteban Gorostiaga.

La consejera ha abierto su aportación con datos del Ministerio de Sanidad, según los cuales casi el 30 por ciento de los españoles de entre 2 y 17 años tienen obesidad o sobrepeso. Un problema que, según la Organización Mundial de la Salud, tiene su origen en el elevado consumo de alimentos con alto contenido calórico y en el menor gasto energético en las actividades diarias. Además, la consejera ha destacado que “diversos estudios epidemiológicos demuestran que un exceso de grasa corporal a la edad de entre 4 y 7 años está estrechamente relacionado con la obesidad adulta y con mayores cifras de enfermedades cardiovasculares o de diabetes”. “Todo ello favorece -ha añadido Torres- unos elevados índices de morbilidad y mortalidad en la población adulta, además de un enorme gasto sanitario.”