Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Martes a las 16:05

El Consejo de Gobierno establece las normas del nuevo Plan de Salud

El texto regula la elaboración, seguimiento y evaluación del mismo

Lunes, 15 de octubre de 2012, a las 17:19

Redacción. Mérida
El Consejo de Gobierno ha aprobado el decreto que regulará la elaboración, el seguimiento y la evaluación del nuevo Plan de Salud de Extremadura 2013-2020. Una vez una vez oído el Consejo Consultivo, el Ejecutivo ha dado su visto bueno a este texto, que también establece los órganos administrativos que participarán en este proceso y velarán por su correcto desarrollo.

José Antonio Monago, presidente de la Junta.

Este decreto tiene por objetivo la “adecuación de las herramientas de  planificación sanitaria” a una realidad cambiante y “garantizar la disponibilidad y el mejor funcionamiento de los recursos en términos de eficacia, eficiencia y efectividad”, se ha señalado desde el Consejo de Gobierno. Como consecuencia de su aprobación, se ha derogado el Decreto 138/2008, que se encargaba de dichas funciones en el Plan de Salud de Extremadura 2009-2012.

Más de 7,9 millones a la asistencia dental a la población infantil

Además, el Consejo de Gobierno ha autorizado al Servicio Extremeño de Salud (SES) para la contratación de la prestación de asistencia dental a la población infantil. De esta manera, el SES ha quedado autorizado para la contratación, bajo la modalidad de concierto, de esta prestación incluida en el Plan de Atención Dental para los niños extremeños (Padiex).

El Padiex, que cuenta con un presupuesto de 7.920.000 euros para el periodo comprendido entre 2013 y 2016, está dirigido a niños con edades comprendidas entre los 6 y los 15 años residentes en Extremadura y con derecho a asistencia sanitaria. Cada año, se remite al domicilio un listado de dentistas, tanto del sector público como del privado, y los padres eligen un especialista.

Una vez que los padres o responsables del menor y el dentista elegido firman el documento anual, dicho profesional pasará a ser el dentista de cabecera del niño durante un año, debiendo los padres seguir sus recomendaciones y acudir a la consulta con la regularidad que indique el especialista.