13 nov 2018 | Actualizado: 18:50

Echániz avanza en la renovación de su parque tecnológico

Su Ejecutivo asegura que reducirá con ello los tiempos de espera

Miércoles, 17 de junio de 2015, a las 19:16
Redacción. Toledo
La Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha ha adquirido tres nuevos equipos de resonancia nuclear magnética, a priori para reducir aún más las listas de espera, según fuentes del Ejecutivo autonómico, pero también, en todo caso, como primer paso para renovar la maquinaria de esta índole, la mayor parte de la cual rebasa, en España, el tiempo de vida útil recomendado por los estándares internacionales, conforme se deduce de un informe reciente publicado por la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin).

José Ignacio Echániz, consejero de Sanidad
de Castilla-La Mancha.

Estos equipos se instalarán en el Hospital General Universitario de Guadalajara, el Hospital General Universitario de Ciudad Real y el Complejo Hospitalario Universitario de Albacete.

El consejero de Sanidad y Asuntos Sociales en funciones, José Ignacio Echániz, ha declarado que “la adquisición de esta nueva tecnología permitirá ofrecer una mejor atención al paciente, porque estos equipos permiten realizar estudios más complejos de una forma más rápida y eficiente”.

De esta manera, el Consejo de Gobierno de Castilla-La Mancha ha autorizado la adquisición, puesta en funcionamiento y mantenimiento de estos nuevos aparatos de resonancia electromagnética con una inversión de 3.263.370 euros, según han informado fuentes de la Junta.

Echániz ha valorado la importancia de renovar el equipamiento médico de los centros hospitalarios de la región. “La Consejería de Sanidad y Asuntos Sociales pone a disposición de los castellano-manchegos los más avanzados recursos tecnológicos para la obtención de pruebas diagnósticas y terapéuticas más precisas, con procedimientos menos agresivos, mayor inmediatez en la actuación médica y hospitalizaciones más breves”, ha subrayado Echániz.

Según el Gobierno en funciones, “la apuesta por la innovación tecnológica, junto con el Plan de Choque de Listas de Espera, ha permitido disminuir los tiempos de demora”. Esta iniciativa, apunta, “ha reducido en 7.519 personas la lista de espera quirúrgica respecto al año 2013, lo que se traduce en un descenso en torno al 18 por ciento”.

En relación con las listas de espera de técnicas diagnósticas, asegura la Junta que “han descendido en 3.429 pacientes, según los datos correspondientes a los dos últimos años”. “El Servicio de Salud de Castilla-La Mancha ha conseguido una disminución de un 20 por ciento respecto a 2013”, ha puntualizado.

ENLACES RELACIONADOS:

 España, cuarta por la cola en Europa en renovación de tecnología hospitalaria (05/04/2015)