21 nov 2018 | Actualizado: 14:50

Echániz anuncia el desarrollo de un Plan Regional de Sida

Ante las más de 2.500 nuevas infecciones que se producen cada año

Martes, 27 de noviembre de 2012, a las 22:53

Redacción. Toledo
El consejero de Sanidad y Asuntos Sociales de Castilla-La Mancha, José Ignacio Echániz, ha anunciado que el Gobierno regional trabaja en un Plan Regional del Sida, que, dentro del marco nacional, incida en la detección precoz para evitar la trasmisión de una enfermedad de la que se diagnostican 2.500 nuevos casos cada año en España. Según ha explicado el consejero, en el año 2011 el 46 por ciento de los casos de Sida que se diagnosticaron en España fueron tardíos y por ello su departamento trabaja en la puesta en marcha de un plan que abunde en el diagnóstico precoz.

José Ignacio Echániz, durante su participación en GeSida.

El responsable regional de Sanidad, tras valorar que en España se ha reducido tanto el número de infecciones como la mortandad por VIH, ha defendido que en Castilla-La Mancha “somos afortunados” pues es la región con menor incidencia de Sida, “aunque no podemos quedarnos satisfechos hasta reducir esa cifra a cero”.

Según Echániz, que ha participado en la jornada inaugural del IV Congreso Nacional que GeSIDA que se celebra durante estos días en Toledo, la prevención requiere informar, sensibilizar y también concienciar a los jóvenes para que entre ellos no decaiga la percepción del riesgo, porque aunque se reduce la mortalidad los jóvenes deben tener muy presente el peligro de contagio de esta enfermedad. “De ahí que hayamos promovido una campaña informativa muy importante en Castilla-La Mancha”, ha recordado.

De igual modo, ha destacado que tanto el Gobierno de Castilla-La Mancha como el de España y el del resto de comunidades autónomas ofrecen apoyo a las asociaciones que luchan contra el Sida y respaldan la labor que realizan los centros que prestan atención a personas en riesgo de exclusión social afectados por VIH.

Prueba diagnóstica

Por su parte, la subdirectora general de Promoción y Epidemiología del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Elena Andradas, ha manifestado que a pesar de que se ha avanzado mucho en el control de la epidemia, en España hay entre 120.000 y 150.000 personas infectadas por VIH y cada año se producen entre 2.500 y 3.000 nuevas infecciones.

“Tres de cada diez personas desconocen que son portadoras del virus y se está produciendo un retraso en el diagnostico que hace que se llegue de forma tardía al tratamiento de antirretroviral”, ha lamentado Andradas. Por ello ha dicho que para el Ministerio que dirige Ana Mata el acceso a la prueba diagnóstica es una “prioridad” y seguirá trabajando para potenciar políticas de prevención de las nuevas infecciones por VIH, incorporando aspectos de prevención integral en la atención y el apoyo pormenorizado a cada paciente y promoviendo el diagnóstico precoz de la infección en la búsqueda de la máxima calidad de vida para las personas con VIH.

Aunque este es un reto del Ministerio, la subdirectora general de Promoción y Epidemiología ha dicho que espera contar con los profesionales, a través de sociedades científicas, con las  Comunidades Autónomas y las organizaciones no gubernamentales, “porque la multisectorialidad, la evaluación y la calidad serán los principios rectores en los que se asiente nuestro trabajo”, ha concluido.