Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 20:10
Autonomías > Asturias

El Parlamento asturiano tumba el Plan de Salud Mental de Del Busto

La Comsión de Sanidad de la Junta General insta al Gobierno a elaborar un nuevo documento

Del Busto, Fernández Bartolomé, Llamazares y Pérez Ordieles.
El Parlamento asturiano tumba el Plan de Salud Mental de Del Busto
Redacción
Martes, 15 de noviembre de 2016, a las 11:20
La Comisión de Sanidad de la Junta General del Principado de Asturias ha tumbado el Plan de Salud Mental diseñado por la Consejería de Sanidad hace un año. La mayoría de los diputados ha acordado rechazar la totalidad del documento y ha instado al Gobierno a elaborar uno nuevo.
 
La propuesta para devolver el plan al Gobierno  ha partido del portavoz de Ciudadanos en la Comisión, Armando Fernández Bartolomé, quien, en una entrevista con Redacción Médica ya adelantó que introducir cambios en salud mental sería prioridad de su acción legislativa. Ha salido adelante con ocho votos a favor (los de Ciudadanos, Podemos, PP y Foro), cuatro en contra (los del PSOE).
 
Las críticas de la oposición al plan eran la falta de una memoria económica, la baja participación ciudadana en la confección del mismo y la incorporación de datos desfasados. “El Plan aprobado no se sustenta en una base de datos epidemiológicos actualizados que nos permitan el imprescindible diagnóstico acerca de la salud mental en Asturias”, ha expresado Fernández Bartolomé.
 
El consejero del ramo, Francisco del Busto, quien acudió a la Comisión a defender su plan, defendió que este era “de gran importancia y valor” y lamentó tener que “iniciar de cero” la elaboración de otro documento llevará a “no tener plan en otros muchos años”. La portavoz del PSOE, Carmen Eva Pérez Ordieles tildó el veto de la oposición de "pataleta".
 
Por su parte, el portavoz de IU, Gaspar Llamazares, que introdujo varias enmiendas y se abstuvo, lamentó tener que Asturias se quede durante otro año sin plan de salud mental. No obstante, Llamazares sí compartía que el plan era imperfecto y detectó “falta de liderazgo en salud mental”.