El cuento "triste" de Navidad escrito por una médica de Urgencias

Una médica explica lo grave que puede ser que se organicen comidas y cenas con familiares y allegados

El cuento "triste" de Navidad escrito por una médica de Urgencias
sáb 19 diciembre 2020. 10.00H
Durante estos meses de pandemia, algunos profesionales sanitarios han advertido a la población de las consecuencias que pueden tener las reuniones sociales si no se repetan las normas de seguridad ante el coronavirus. En esta línea, el relato de una médica va más allá y trata de convencer con sus palabras de evitar al máximo las cenas y comidas con la familia para así poder controlar una tercera ola de coronavirus.

DIRECTO | Última hora y novedades sobre el coronavirus Covid-19


Mercedes Martínez, médica de urgencias y emergencias en Gipuzkoa, comienza con una hipotética familia que se junta para celebrar la Navidad, y el 26 de diciembre "tu compañero de curro te avisa que es Covid-19 positivo. Te llama la rastreadora, estás aún sin síntomas pero te hacen la PCR el 26 por la tarde. Te avisan de que es positiva el 27 y tienes que localizar con quién has estado 48 horas antes".


"Tu madre tiene 76 años y está maja pero es cardiópata. Tu padre tiene 82 y está empezando a perder un poco el norte. El 28 empiezas con fiebre. Ya estás aislado y no puedes ayudar a tus padres, que también están aislados y pendientes del resultado de la PCR. Día 29, tus padres son positivos. Los dos", continúa detallando esta facultativa.

Así, la historia continúa con una dificultad respiratora y neumonía Covid-19. "Ingresa en planta, no puedes despedirte de él. Las enfermeras hacen videollamadas pero está desorientado por la fiebre y la falta de oxígeno y no te reconoce. Fallece solo el 9, nadie puede ir a verle porque también estáis infectados".

Contagios Covid-19 "solo por una comida"


"El 7 de enero tu madre, empieza a deteriorarse. Tiene una neumonía covid bilateral y la está metiendo en fallo cardíaco. Ella sí es intensivable, así que la intuban y va a la UCI. No podéis visitarla. Las intensivistas os informan a diario, pero tú has perdido a tu padre y no sabes ni lo que te dicen. Pasa una semana. Luego dos. Tres. Sigue intubada, la ventilan en decúbito prono (o sea, boca abajo) y está sedada", expresa con crudeza Mercedes Martínez. "Tienes miedo a que no se despierte nunca. Despierta el día 12 de febrero, después de 5 semanas en la UVI. No puede andar, ha perdido toda la masa muscular. Se fatiga solo de moverse en la cama porque su capacidad pulmonar está muy disminuida. Le quedan entre 6 meses y 1 año de rehabilitación. Con lo maja que estaba".

Así, según explica la facultativa, todo esto puede ocurrir "por una puta comida" y expresa su intención del relato: "Por favor, quedaos cada cual en su casita, digan lo que digan de los familiares y los allegados. Es la única forma de evitar la tercera ola Covid-19". Mercedes publico este texto en su perfil de Facebook el pasado 4 de diciembre, a día de hoy cuenta ha sido compartido más de 50.000 veces y tiene 17.000 likes. Además, se ha viralizado también en otras redes sociales como Twitter.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.