Hasta la fecha no se había evaluado la compatibilidad de la prueba



07 sep 2015. 17.01H
SE LEE EN 2 minutos
Redacción. Massachusetts
La compañía Boston Scientific ha recibido el marcado CE para su actual familia de desfibriladores cardioversores implantables (DAI) de larga duración (EL) y MINI, así como del desfibrilador con terapia de resincronización cardiaca (CRT-D) X4, en la cual se permite la práctica de la resonancia magnética (RM) si se cumplen ciertas condiciones. Esto garantiza que los pacientes que vayan a recibir esta tecnología en el futuro o que sean ya portadores de estos sistemas se sometan a pruebas de RM cuando estas estén indicadas.

Gianluca Botto.

Los pacientes con dispositivos cardiacos implantables tienen a su disposición varias opciones diagnósticas, como las radiografías y las pruebas de imagen por tomografía computarizada, pero los sistemas de Boston Scientific no habían sido evaluados como aptos para el uso con RM.

Esta nueva denominación de sus productos, por la que serán designados como dispositivos de uso condicional de RM ImageReady, fija las condiciones a partir de las cuales se considera seguro realizar una RM cuando se portan estos sistemas.

“Si bien una mayor compatibilidad con el diagnóstico por imagen será importante para algunos pacientes, yo considero que la durabilidad del dispositivo y su capacidad para mitigar el riesgo de complicaciones seguirán siendo los factores más importantes en la elección del mejor sistema para cada paciente”, ha explicado Gianluca Botto, jefe de Electrofisiología y Arritmias Clínicas en el Hospital S. Anna en Como, Italia, y presidente de la Asociación Italiana de Arritmología y Estimulación Cardiaca.

“Nos complace poder ampliar las opciones de diagnóstico por imagen compatibles con nuestra cartera de dispositivos duraderos de alto voltaje, que aporta un valor añadido a nuestra exclusiva tecnología de baterías EnduraLife para los médicos europeos y sus pacientes”, ha apuntado Joe Fitzgerald, vicepresidente ejecutivo y presidente de la sección de Control del Ritmo Cardíaco de Boston Scientific. “Para 2017, esperamos obtener la aprobación de las autoridades de la actualización del etiquetado y del software de estos dispositivos en los principales mercados”, ha subrayado.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.